Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las aventuras del Dr. Dolittle

El retorno de un sabio extravagante

Las aventuras del Dr. Dolittle

Es el regreso a la pantalla grande del Doctor Dolittle, un entrañable y singular veterinario creado por el escritor Hugh Lofting, que se dio a conocer internacionalmente en una comedia musical muy popular del año 1967, El extravagante doctor Dolittle, que dirigió Richard Fleischer. Ahora, 48 años después, es Robert Downey Jr., el encargado de darle vida y lo hace de la mano del director Stephan Gaghan. Sin olvidar, aunque fue un proyecto muy poco atractivo y un tanto anodino, las tres secuelas para la pantalla grande y dos telefilms para la pequeña que, con excepción del úitimo, que tenía como personaje central a la hija del doctor, tuvieron muy poca difusión y se estrenaron a lo largo de finales y comienzos de siglo con Eddie Murphy al frente del reparto. El relato comienza tras perder a su mujer hace siete años, motivo por el cual el excéntrico Dr. John Dolittle, un reputado doctor y veterinario de la Inglaterra victoriana, se encerró en sí mismo tras los muros de su mansión con la única compañía de su colección de animales exóticos. Pero cuando la joven reina cae gravemente enferma, Dolittle tendrá que dejar su vida de ermitaño para embarcarse en una épica aventura a una mítica isla en busca de una cura, recuperando su sentido del humor y su coraje a medida que se cruza con viejos adversarios y mientras descubre maravillosas criaturas. Completan el reparto Antonio Banderas, Michael Sheen y el ganador del Oscar Jim Broadbent.

Cuando Gaghan se reunió con los productores para elaborar notas sobre la historia se sorprendió a sí mismo interpretando escenas que le gustaría ver en su versión de la película. «Soy un fanático de los animales que creció en una granja de Kentucky», confiesa Gaghan. «Criando a mis propios hijos, he creado una historia para cada uno de ellos. Todas las noches me invento historias para ellos. Cada uno de mis cuatro hijos, que ahora tienen entre 5 y 19 años, cuenta con su propia saga, que ellos creen que saco de libros. Pero todo me lo invento sobre la marcha».

En su forma más sencilla, Gaghan quería crear una película que fuese la primera experiencia en cine de su hijo de cinco años y suficientemente sofisticada para sus hijos adolescentes. «Quería que mis hijos se quedaran fascinados y se sintieran tan sorprendidos como cautivados», dice Gaghan.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats