Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Columpios rotos, suciedad y deterioro en parques públicos de Sant Joan

Los jardines de Canyaret el Barrio y Frank Espinós presentan un estado de abandono por falta de mantenimiento - Compromís y Podemos apuestan por que se municipalice el servicio mientras se está ultimando el pliego para contratar una nueva empresa

El parque l'Alquería, en el linde con Mutxamel, lleno de grafitis.

El parque l'Alquería, en el linde con Mutxamel, lleno de grafitis.

La imagen que presentan los parques públicos de Sant Joan d'Alacant es bien diferente si se encuentran situados en el centro urbano o a las afueras del municipio. Mientras el Ayuntamiento anuncia actuaciones de mejora en los juegos infantiles de la plaza de la Constitución, lo cierto es que otros emplazamientos presentan una estampa más deteriorada. Es el caso del «Canyaret el Barrio», al lado de la Policía Local, y «Frank Espinós», donde el caucho y el alumbrado público brillan por su ausencia. Sin olvidar también la suciedad acumulada en el césped de l'Alquería. En Canyaret, la vegetación y la maleza «se come los caminos» y algunos de los columpios muestran soportes rotos. Pero el peor escenario está localizado cerca del hospital, en uno de los barrios «más caros». El parque de Frank Espinós directamente no tiene alumbrado público y el parque infantil está muy deteriorado, además de que el corcho está roto.

Esta pasada semana, uno de los principales debates entre los grupos políticos de Sant Joan fue la situación por la que atraviesa el servicio de limpieza y mantenimiento de parques y jardines. La prestación caducó el pasado mes de abril y, hasta la fecha, el Ayuntamiento no dispone de un nuevo pliego oficialmente publicado. Fuentes de la Concejalía de Parques y Jardines afirmaron ayer que el documento ya está casi redactado y dispuesto a falta de poder encontrar crédito para sacar adelante la nueva prestación.

Municipalizar

Compromís y Podemos apuestan por municipalizar el servicio para tratar así que sea más «productivo y eficaz»; mientras, el resto de grupos (PSOE, Cs, PP y Vox) siguen señalando a la gestión público-privada como la mejor opción para su limpieza y mantenimiento. El partido nacionalista defiende que la gestión directa a manos de la empresa municipal supondría un ahorro de 70.000 euros al año y que aportaría «un pliego de condiciones mucho más elaborado». Al respecto de la municipalización, su portavoz y concejal en el Ayuntamiento Sergio Agueitos sostenía que «PSOE y Cs rechazaron valorar una opción económicamente muy ventajosa y que nos hacía recuperar el control del servicio. Por el momento seguimos sin presupuestos municipales y sin una solución para los jardines desde 2017, cuando se podría haber resuelto». Todo ello tras señalar al binomio PSOE-Cs como «gobierno experimento». El partido de izquierdas no escondió el malestar con todos los grupos, especialmente con el Partido Socialista, de los que dijo que «siempre habían alardeado de defender la gestión pública», pero que al gobernar «con la derecha» han dejado de lado sus convicciones y compromisos con la ciudadanía.

Otro de los puntos peliagudos del debate es el aspecto económico, puesto que Compromís alerta de que el nuevo contrato requiere un aumento inicial de medio millón de euros respecto al coste actual. «Con estas cifras, la gestión pública podría ahorrarle a las arcas ciudadanas casi 200.000 euros».

El Partido Socialista, conocedor del debate, no oculta que la contratación es «deficiente» y apostilla «la falta de recursos que lastra el servicio». Sin embargo, deja en manos del actual concejal la decisión al respecto. «Hay que respetar el trabajo de los compañeros», aseguró el alcalde Jaime Albero. Al respecto, el edil encargado de la gestión de Parques y Jardines, José Luís Olcina (Cs), apuntaba que el servicio «se estaba cumpliendo por parte de la empresa», mientras reconocía también que el pliego estaba «desfasado» y que resultaba «insuficiente». Sin embargo, rechazaba totalmente la idea de que la empresa municipal fuera parte de la solución. «En ningún momento PYCSA se ha interesado por asumir el pliego y consideramos que la gestión compartida es la mejor opción». Olcina aseguró que la empresa se ha puesto «las pilas» y ya ejerce labores de manteamiento y limpieza a diario. Sobre el pliego actual, confirmó el edil del ramo que el documento «está redactado» y «técnicamente acabado» a falta de otorgarle un presupuesto para ponerlo en marcha.

La postura de Cs, partido que dirige este área municipal, coincide con la del PSOE, Partido Popular y Vox. El PP también votó en contra de la propuesta de Compromís sobre la municipalización hace una semana. «Apostamos desde siempre por una colaboración público-privada y pedimos que se actualicen los parámetros en el nuevo pliego para que el servicio mejore y redunde en beneficio de los santjoaners», aclararon los populares de Sant Joan.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats