Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Xixona da inicio a la Navidad con un centenar de casetas de turrones y dulces

Ximo Puig reivindica el reconocimiento al trabajo artesano del sector en una inauguración que rinde homenaje a los históricos turroneros de los quioscos del Mercado Central de Alicante

La Feria de Navidad de Xixona abrió sus puertas con un centenar de estands de turrones y otros dulces navideños.

Xixona vuelve a marcar el inicio de la Navidad, como viene siendo tradición desde hace 13 años. Salvo en 2020, cuando la pandemia obligó a una edición virtual, la Feria de Navidad de Jijona anuncia la llegada de las fiestas coincidiendo con el puente de diciembre. Desde este viernes y hasta el miércoles, la Cuna del Turrón se viste de gala para ofrecer el mercado de productos navideños más grande la Comunidad, y se celebra al aire libre, por lo que no se ha visto afectado por restricciones de aforo, contando con un centenar de casetas y multitud de actividades.

A la cita no ha faltado el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, que junto a numerosos consellers presenció este viernes la inauguración de esta XIII edición de la Feria de Navidad, junto a la alcaldesa Isabel López (PSOE), tras presidir por primera vez en la localidad el pleno del Consell. En el transcurso del acto, Puig reivindicó el reconocimiento al trabajo artesano de los turroneros de Xixona que, durante siglos, han llevado sus productos considerados como un «símbolo de la Navidad» por toda España. Y confirmó la importancia de este certamen, ya que «la Navidad de la Comunitat Valenciana empieza en Xixona», afirmó.

Arriba, dos casetas. Abajo, la turronera Noelia Monerris inaugura la Feria junto a Puig y la alcaldesa. | HÉCTOR FUENTES

Puig destacó que las fiestas navideñas son un «momento especial» para la economía valenciana, ya que muchos de los productos tradicionales de la Navidad se producen en la Comunidad Valenciana, como el cava, la uva o los juguetes, y en concreto en Xixona. Así, el presidente subrayó el potencial de la industria del turrón de Jijona porque «representa el espíritu que guía a la Comunitat Valenciana hacia la recuperación de nuestra economía al conjugar la innovación en los sectores tradicionales con la creación de nuevos nichos de vanguardia».

Además, el presidente recibió la insignia de oro de la ciudad «por su apoyo incondicional a este evento y a esta ciudad desde mucho antes de ser presidente», según manifestó la alcaldesa.

Xixona da inicio a la Navidad con un centenar de casetas de turrones y dulces

La Feria de Navidad cuenta con un centenar de casetas, sobre todo de turrones y dulces navideños, además de un amplio programa de actividades para toda la familia. Y los jijonencos Esteban Candela y Noelia Monerris, concesionarios durante varias generaciones de los quioscos de turrón situados frente al Mercado Central, en la avenida Alfonso El Sabio de Alicante, fueron los encargados de inaugurarla en su homenaje. Candela y Monerris perdieron sus concesiones municipales en 2020, aunque Monerris finalmente ha conseguido conservarla. A través de ellos se ha querido realizar un homenaje en general al papel de los jijonencos que trabajan fuera de la ciudad, llevando el nombre de Xixona por el mundo.

En referencia al caso de Monerris y Candela, la primera edil destacó que «esta familias lo han pasado muy mal durante el último año porque perdieron el trabajo a causa de una injusta decisión del gobierno municipal de Alicante», aunque una de ellas finalmente logró mantener su puesto tras recurrir. Isabel López pidió «respeto y reconocimiento para los turroneros y heladeros jijonencos que no solo representan a Xixona cuando llevan sus productos fuera sino que se convierten en símbolo de las ciudades en las que se instalan».

Xixona da inicio a la Navidad con un centenar de casetas de turrones y dulces

Figuras clave

Por su parte, el jefe del Consell recordó a dos figuras clave que representan la unión entre tradición e innovación, que son el desaparecido José Enrique Garrigós, «empresario del sector, comprometido con su tierra», y a José Roig, actual director de la fábrica Borrell de procesamiento de frutos secos, perteneciente a una saga familiar vinculada al turrón que cuenta con 40 patentes registradas.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Empresarios, Comerciantes y Profesionales de Xixona (AEX), Pascual Sanchis, recordó que «la Feria es un reflejo de un pueblo emprendedor y luchador como el jijonenco, que es capaz de combinar el amor a la tradición con una innovación constante en sabores, formatos y packaging».

La Feria de Navidad, además de la oferta comercial de los expositores, ofrece actividades como exposiciones, visitas guiadas por el municipio y a las fábricas de turrón, catas, demostraciones gastronómicas, talleres infantiles y cuentacuentos, entre otras.

Además, el Ayuntamiento ha tomado algunas medidas extra para la comodidad de los visitantes, como reducir la carpa de información municipal y separar la zona de talleres y actuaciones. De la misma manera, se han habilitado áreas gastronómicas al aire libre para completar la oferta culinaria de los restaurantes de la localidad, con foodtrucks instalados en el parking del barranc de la Font, y atracciones para los más pequeños. Del mismo modo se puede disfrutar del tradicional belén de tamaño natural a la entrada al centro urbano, y recorrer la localidad a bordo de un tren turístico. De cualquier forma, los organizadores recuerdan que es obligatorio el uso de mascarilla y reservar previamente para acceder a las actividades que sí tienen lugar en espacios interiores.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats