Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Campello cierra las expropiaciones para acabar con los vertidos de la zona norte

El pleno aprueba tras tres años de tramitación la cesión a la Generalitat de los terrenos enajenados para conectar la red de alcantarillado con la depuradora de Sant Joan - Ocho empresas optan a ejecutar la obra

La depuradora de l’Alacantí Nord, en Sant Joan, a la que se conectará la red de saneamiento de la zona norte de El Campello. | RAFA ARJONES

Tras tres años de tramitación y cinco plenos municipales, El Campello ya ha puesto a disposición de la Generalitat los terrenos necesarios para conectar el alcantarillado de la zona norte con la depuradora de Sant Joan. El Ayuntamiento aprobó este lunes la cesión de las parcelas enajenadas para que la Conselleria para la Transición Ecológica pueda acometer una obra, valorada en 4,8 millones, que se lleva años esperando para acabar con los vertidos de fecales que sufre la zona norte.

Así, la administración autonómica ya dispone de los terrenos necesarios para ejecutar los trabajos, a los que optan ocho empresas que se han presentado al proceso de licitación, que la conselleria ha reactivado tras permanecer el concurso casi dos años paralizado.

El pleno dio el visto bueno por unanimidad este jueves a la mutación demanial externa a favor de la Generalitat Valenciana de los terrenos expropiados en un proceso que se inició formalmente en marzo de 2019 -aunque ya en 2017 se hablaba de que se estaban ultimando las enajenaciones-, y que ha requerido de que las expropiaciones pasaran hasta tres veces por el pleno en un año debido a diferentes recursos de afectados, la última vez en a finales de septiembre. El pasado diciembre el pleno también aprobó la cesión de las cinco pequeñas y obsoletas depuradoras municipales de la zona norte, que con la obra de la Generalitat se convertirán en estaciones de bombeo.

Los terrenos expropiados han supuesto un desembolso para el Ayuntamiento de más de 400.000 euros por 15 parcelas que suman más de 12.000 metros cuadrados. Y a esta cifra hay que sumar los 500.000 euros que abonó el Consistorio por las obras de la depuradora de la zona norte que abandonó la Generalitat por falta de fondos en 2009. Todos los grupos manifestaron en el pleno la esperanza de que la obra se ejecute lo antes posible para solucionar unos vertidos que vienen siendo denunciados por formaciones como EU, Red o Podemos. Esquerra Unida viene realizando concentraciones en Cala Baeza, cerrada al baño desde 2020 por la contaminación que sufre por la deficiente red de saneamiento, para denunciar esta situación. Y en este sentido a finales de diciembre la concejalía de Servicios, en manos de Cs, desbrozó Cala Palmeretes para facilitar la localización de las fugas que sufre este arenal, y en breve se hará lo mismo en Cala Baeza.

Tal y como ya informó este medio hace un mes, la Generalitat ha reactivado la licitación de esta obra, tras aprobarse el Estudio de Impacto Ambiental positivo que da vía libre al proyecto, y retomarse el concurso para licitar las obras, cuya última previsión manifestada por la Generalitat situaba el inicio de las obras en el primer semestre del pasado año. De cualquier forma, desde el Consistorio han asegurado que este retraso no está motivado por la demora en las enajenaciones.

Retrasos

Este proyecto anunciado en 2016 arrastra un enorme retraso, a lo que hay que sumar que la Conselleria inició la construcción de la depuradora en la zona norte que no terminó en 2009, lo que obligó a buscar esta alternativa para el saneamiento de sus aguas negras. El pasado septiembre el Ayuntamiento aprobó por tercera vez en un año las expropiaciones necesarias, que se han demorado por distintos recursos. Y en 2021 también la Generalitat volvió a exponer al público por segunda vez el proyecto tras incluir documentación adicional. A su vez, la pandemia obligó a suspender la licitación, a la que optan ocho empresas y que se encuentra en fase de valoración de ofertas para la adjudicación de la obra, valorada en 4,8 millones y cuyo plazo de ejecución es de 15 meses.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats