Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Castalla

Una fortaleza convertida en museo

El Ayuntamiento acomete una nueva fase de mejoras en el castillo con una inversión de casi 726.000 euros. La actuación hará realidad el centro de interpretación y completará la musealización del gran referente histórico en la oferta turística del municipio

El Ayuntamiento de Castalla sigue con el proceso de rehabilitación de la fortaleza que reina el municipio. Esta joya patrimonial, afronta una nueva fase de mejoras en la que se llevará a cabo el centro de interpretación, la musealización completa del fuerte y mejoras en la accesibilidad así como la recuperación de algunos muros y divisiones. Todo ello tiene como objetivo la recuperación total de este fuerte y que los visitantes puedan ver cómo era esta construcción en sus orígenes.

Desde 1984 los trabajos de recuperación del castillo de Castalla han permitido que la construcción vuelva poco a poca a su estado original. Esta construcción tan importante para el municipio, por ser la joya más preciada a nivel patrimonial y turístico, afronta una nueva fase de mejoras. En ella destaca en primer lugar, la construcción de un centro de interpretación en el que el visitante podrá ser atendido en el horario de apertura durante todos los días de la semana y recibir toda la información necesaria para visitar el castillo.

Tal y como explicaba la edil de Patrimonio, Maite Gimeno, «en este espacio el visitante podrá, a través de unos paneles e infografías conocer la información más importante antes de iniciar la visita, también podrá recoger folletos informativos y sobre todo podrá ser atendido por el personal que se habilitará para la atención turística».

Además, en la zona del aljibe, restaurada en 2018 por valor de 43.268 euros, se va a mejorar la zona de descanso habilitada en esta zona para que el visitante tenga una mayor visibilidad cuando se detenga delante de esta construcción tan importante dentro del castillo.

En el camino de subida, tal y como argumentaba Gimeno «se van a rebajar algunos tramos para que las subidas no sean tan acusadas y en algunos tramos se van a hacer muros continuos para que no haya riesgos de caídas, la accesibilidad es otra de nuestras grandes apuestas, ya que queremos que todo el mundo pueda subir».

Un museo al aire libre

En esta fase también se van a reconstruir algunos muros y divisiones para que los visitantes puedan reconocer las distintas zonas del fuerte. Pero sin duda, el plato más fuerte de esta nueva fase es la finalización de la musealización del castillo. En esta parte, se van a instalar en la parte del «Palau» y la «Torre Grossa» gran cantidad de paneles explicativos, así como vitrinas en las que se van a exponer piezas que se han ido encontrando en las inmediaciones del fuerte y que actualmente se encuentran en el MARQ de Alicante. Como puntualizaba la edil de área, «queremos que el visitante tenga la información a su alcance de forma atractiva y pueda entender la historia así como todos los elementos que componen el castillo».

Las acciones estarán valoradas en 725.992,98 euros, de los que 285.122,10 serán subvencionados por los Fondos FEDER. Gimeno destacaba que «a nivel de subvenciones se van a seguir pidiendo todas las que se ajusten a patrimonio para poder continuar con la rehabilitación del castillo».

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats