Labora ha encargado la elaboración de manera urgente de un informe técnico sobre las causas que han motivado el derrumbe de la parte del edificio en el que se encuentran las dependencias de la entidad y el SEPE en Ibi, así como la afectación estructural que puedan tener los edificios colindantes, entre los que se encuentran los de la Asociación de Empresarios de Ibi (IBIAE).

El secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu, la directora general de planificación y servicios de Laborea, Eva Hernández, el director general del SEPE, Gerardo Gutiérrez Ardoy, el director del SEPE en la Comunidad Valenciana, Pere Beneyto, el alcalde de Ibi, Rafael Serralta y la Asociación de los Empresarios de Ibi han mantenido una reunión en la mañana de hoy, para coordinar las acciones necesarias para restablecer cuanto antes el servicio a la ciudadanía. En este sentido, todos sus responsables han querido subrayar la rápida respuesta de todas las instituciones involucradas, así como la estrecha colaboración que se viene dando desde el momento en que se produjo el suceso.

Por su parte, el secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu, ha solicitado una comparecencia voluntaria ante las Cortes para explicar lo sucedido y para exponer las acciones que emprenderá seguidamente Labora para dar solución a esta circunstancia.

Los usuarios de los servicios de empleo serán atendidos en todo momento. En primera instancia, se ha derivado a todos aquellos que tenían cita previa a los Espai Labora de Xixona y de Alcoy, donde ya han sido atendidos. Asimismo, se está trabajando en la dotación técnica precisa para que los trabajadores puedan prestar el servicio de manera telemática. 

Nuevo edificio

El Ayuntamiento de Ibi ha puesto a disposición de Labora y el Sepe un espacio en dicha localidad para que una vez se disponga de los informes técnicos procedentes, se traslade el material hasta allí, con el objeto de que se abra al público unas oficinas provisionales. Por otra parte, desde Labora se ha puesto de manifiesto la voluntad de iniciar los trabajos para la construcción de un nuevo edificio en el municipio.

Finalmente, se están recopilando todos los informes técnicos que se han venido realizando en los últimos meses, en los que se recababan las conclusiones de expertos acerca del estado del inmueble, y que avalaban la seguridad de la parte del edificio donde se continuó prestando el servicio hasta el pasado viernes. A este respecto, la parte que se ha venido abajo estaba clausurada, por lo que no ha habido que lamentar pérdidas materiales de importancia.