Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los vecinos de Alicante, Elche y Orihuela, los que más se movieron al inicio de la cuarentena

La fase dura del confinamiento mantuvo a casi todos los habitantes de la provincia dentro de sus barrios

Los vecinos de Alicante, Carrús y Orihuela, los que más se movieron al inicio de la cuarentena

Los vecinos de Alicante, Carrús y Orihuela, los que más se movieron al inicio de la cuarentena

Casi todos los distritos de Orihuela, el barrio de Carrús en Elche y las zonas de la periferia de Alicante concentraron los mayores movimientos de población diarios durante las dos primeras semanas de confinamiento. Es una de las conclusiones que se pueden extraer del mapa de comparativa de Datos de Movilidad del INE, una herramienta que informa del porcentaje de población residente en un área de entre 5.000 y 50.000 habitantes -normalmente un barrio o un municipio- que sale más de dos horas al día de su zona habitual de residencia. Para ello, el INE ha analizado el movimiento del 80% de los móviles del país con la colaboración de los tres principales operadores de telefonía.

La herramienta compara el porcentaje de habitantes que sale de su barrio en un periodo normal, situado entre los días 18-21 de noviembre de 2019, con esa misma variable durante el estado de alarma en los meses de marzo y abril.

Orihuela y sus pedanías son los distritos de la provincia donde se produjeron más salidas del barrio hacia a otras zonas. Excepto la franja comprendida entre el Barrio de La Ascensión y la avenida Duque de Tamames, todos los barrios registraron salidas de más del 16% de los vecinos en la primera semana de confinamiento. Y, salvo la zona comprendida entre Ciudad Jardín y el Segura, el resto superó el 20% de población desplazada. Así, la zona de la provincia donde menos diferencia hay entre un día normal y uno de la primera semana de cuarentena es el distrito 6 de Orihuela, el Camino de Beniel, ya que en el periodo analizado en noviembre salió de la zona el 22,81% de sus vecinos mientras que el 16 de marzo lo hizo el 21,87%, prácticamente el mismo porcentaje.

En la capital de la provincia, fueron las zonas periféricas de Rabasa, PAU 5, Florida y el tramo interior de la Albufereta, junto a barrios más céntricos como Alipark y el Pla, las que más salidas de población registraron al principio de la alarma. Normalmente, más del 35% de los habitantes de estas áreas sale de su barrio, de forma que el 16 de abril lo hicieron entre el 20 y el 23% de ellos. El INE advierte de que este estudio no refleja los desplazamientos por trabajo, pero sí aclara que para que un móvil cuente como "desplazado" debe salir de su distrito habitual durante al menos dos horas entre las 10 y las 16 horas. Los teléfonos que indican un movimiento constante entre distritos, como podría ser el de un transportista, no se recogen en el proyecto.

Por otro lado, los distritos centrales del Casco Histórico, Tradicional y Ensanche, así como el Cabo y Muchavista, mantuvieron en marzo y en abril un nivel de desplazamiento del 16% de sus vecinos o inferior. Es coherente con el bajo nivel de salidas que muestran en el periodo normal de noviembre, menos del 30%.

En Elche, Carrús Este y Polígono Carrús tuvieron desplazamientos de más del 20% de sus vecinos durante los primeros días del estado de alarma. Además, en Castalla y en casi todo el casco urbano de Alcoy se produjeron salidas en más del 25% de los vecinos de cada barrio.

Confinamiento total

Sin embargo, la paralización de toda actividad no fundamental entre el 30 de marzo y el 9 de abril mantuvo al menos al 84% de los habitantes de todos los barrios y municipios en sus zonas. Sólo hay tres excepciones según el mapa del INE: el barrio de El Palmeral de Orihuela, el corredor comprendido entre el Pla y Vistahermosa en Alicante y los barrios de Batoy, barrio de Santa Rosa, Zona Alta y parte de la Zona Norte en Alcoy. En ellas hubo salidas de más del 16% y en algunos casos hasta del 26% de los habitantes en la fase más estricta de la cuarentena.

Una primera lectura de la situación planteada por los datos es que las zonas donde menos es posible el teletrabajo por la composición industrial de la economía recogen más desplazamientos que las zonas de servicios. La Marina Alta, Benidorm y la costa sur, de carácter turístico y residencial, tienen tasas de moviento muy bajas.

Compartir el artículo

stats