30% DTO ANUAL 24,50€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La crisis dispara la demanda de clases de idiomas con el inglés como lengua estrella

Más tiempo en casa, formarse para optar a una plaza de oposiciones o buscar empleo incrementan los cursos tanto presenciales como online

Una estudiante aprende inglés online desde su casa.  |

Una estudiante aprende inglés online desde su casa. | HÉCTOR FUENTES

Perfeccionar el nivel de inglés para tener más oportunidades laborales o conocer un segundo idioma para añadir conocimientos es tarea pendiente de muchos. Pero la pandemia ha despertado el interés por saber más y tener un título que lo corrobore. Tanto, que la demanda para dar clases de idiomas se ha disparado el último año, sobre todo, para recuperar ese inglés olvidado, perfeccionarlo o empezar a expresarse con él. Aunque no es el único: el valenciano suma interesados así como otras lenguas como el chino.

La pandemia que se inició en marzo de 2020 dejó a los ciudadanos encerrados en casa durante el confinamiento y a muchos en ERTE o en el paro sin saber muy bien cuál sería su futuro. Así que no solo el deporte o la cocina llenó las horas «muertas» en casa, sino que los idiomas empezaron a ganar adeptos y, aquellos que no habían vuelto a dar una clase de inglés desde el instituto, se animaron a retomarlo. Las cifras lo corroboran. Según un estudio realizado por «8Belt», plataforma online de aprendizaje de idiomas, el estudio del inglés, alemán, francés y el chino crecen en España en un 432%, un 350%, un 342% y un 161%, respectivamente, en comparación con 2019. La Comunidad Valenciana está la cuarta dentro de los territorios más activos en el aprendizaje, y dentro de ella, la provincia de Alicante donde también se han incrementado las clases tanto presenciales como «online». Entre otras cosas porque gran parte de su actividad se centra en el turismo.

Más tiempo y necesidad

Pero, ¿qué ha llevado a ese incremento de estudiantes de idiomas? Pues tener más tiempo para dedicarlo a ello, la necesidad de formarse para optar a una plaza de oposiciones o buscar nuevos empleos para aquellos que la crisis económica ha dejado en paro. «Se ha notado un incremento en la demanda de inglés del nivel B1», según explicaron fuentes de la academia Formación Santa Marta, en La Vila Joiosa. Porque «lo piden para cualquier cosa: para oposiciones, máster, para la universidad...». Y también es indispensable ya en muchas ofertas de empleo: la lengua inglesa se mantiene como requisito imprescindible en el 89% de las ofertas, según un informe de Addeco e Infoempleo.

Desde la academia vilera indican que «también viene mucha gente en paro o ERTE que busca formarse». Con todo apuntan que muchos prefieren dar las clases presenciales aunque también tienen mucha demanda «online». A las clases de inglés también se suma un aumento en la demanda de aprender valenciano. Entre otras cuestiones porque en la Comunidad Valenciana es un requisito para cualquier oposición.

Precisamente, esa es una de las razones que llevó a Carolina S. a decidirse por estudiar inglés y valenciano. Trabajadora del sector turístico en Benidorm, la pandemia la llevó a un ERTE que «pensaba que se iba a alargar». Así que se decidió a apuntarse a dar clase de los dos porque «podría ir a las clases sin faltar por el trabajo». La joven estudia inglés por «perfeccionarlo y para desenvolverme mejor en el trabajo cuando vienen los extranjeros o en la calle si alguien me pregunta; me da mucha rabia no poder comunicarme». En el caso del valenciano, «enfocado para la oposición».

Leonor J., de 38 años, aprovechó el encierro en casa en marzo para lograr el título de B1 de inglés. «Era una tarea pendiente y durante el confinamiento fui consciente de que venían tiempos complicados y que cualquier formación ‘extra’ podía ser importante para el futuro». Así que eligió un intensivo online de 6 horas a la semana durante 2 meses que le valió para aprobar. «Decidí hacerlo por internet por la comodidad y porque la academia que me recomendaron no estaba en mi ciudad». Ella ya piensa en seguir formándose y hacer un curso superior.

Nuevos alumnos más allá de los 70 años de edad

No solo los jóvenes se han lanzado a reforzar o aprender inglés u otra lengua. También la gente más mayor que nunca había estudiado un segundo idioma también se ha sumergido en el mundo británico. Destaca la aparición de nuevos estudiantes de más de 70 años. La academia Formación Santa Marta apuntó que «se ha incrementado algo la edad, viene gente más mayor».

Compartir el artículo

stats