Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cientos de inscritos aguardan plazas de última hora para la natación municipal

La falta de oferta provoca listas de espera de hasta 50 niños en los grupos más demandados

Jóvenes nadando en una piscina municipal, este mes. | ALEX DOMÍNGUEZ

Jóvenes nadando en una piscina municipal, este mes. | ALEX DOMÍNGUEZ

Cientos de usuarios esperan una plaza libre de última hora en los cursos de natación que organiza el Ayuntamiento. La larga lista de espera, eterna en algunos grupos, evidencia que la demanda no se ajusta a la oferta realizada por la concejalía, y eso que el bipartito decidió fulminar las escuelas municipales este año y, por tanto, acabar con los precios más populares. Hasta el pasado curso, una plaza en las escuelas acuáticas costaba 69 euros al año, mientras que, con el nuevo formato, el coste de un solo cuatrimestre varía entre los 108 y los 117 euros, lo que supone duplicar la cuantía para el curso completo, según figura en la información facilitada a las familias, al margen de posibles bonificaciones.

En grupos como los que reúnen a los menores de 3 a 5 años, una edad clave para aprender a nadar, la lista de espera supera las cincuenta personas en algunos horarios, tal y como confirman inscritos. Es decir, un imposible, según lamentan las familias que aspiraban a conseguir una plaza pública para introducir a sus hijos en la práctica de la natación. Según el Ayuntamiento, los cursos para estas edades buscan la «familiarización con el medio acuático trabajando hábitos de higiene, herramientas motrices básicas, pequeños desplazamientos, para llegar a conseguir autonomía motriz acuática».

En total, según el listado de alumnos preinscritos en las actividades acuáticas, publicado en la página web del Ayuntamiento de Alicante, han sido más de dos mil personas las apuntadas a unos cursos con grupos a partir del primer año de edad. No se sabe, según las familias, el número de plazas existentes en los diferentes grupos, ya que la lista de admitidos y excluidos no se ha publicado.

En total, se han apuntado unos sesenta menores de entre 12 y 36 meses. Con todo, los grupos más mayoritarios son los de niños de entre 3 y 5 años y los de 6 a 9 años (casi 800 apuntados en total). Los menores de entre 10 y 12 años que aspiraban a una plaza en las actividades acuáticas supera el centenar. Por otro lado, los mayores de 16 años que se han inscrito para natación o aquagym rondan las 800 personas en total, mientras que los específicos de más de 63 años para actividades de «tercera edad» rebasan también el centenar. Por último, se inscribieron 65 personas para natación adaptada, donde también se ha generado lista de espera. Hasta este año, en esta modalidad se tenían plaza asegurada si ya eran usuarios de otros años.

Compartir el artículo

stats