Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los hoteles de la Costa Blanca lanzan su propio «Imserso» para atraer y captar jubilados de toda Europa

Los empresarios mejoran precios y prestaciones para evitar los cierres ante la constatación de que existe demanda - Hosbec advierte de que la dejadez del Gobierno acabará con el programa

Turistas senior comen ayer en el bufé del hotel Poseidón de Benidorm, que ya tiene muchos cliente de este mercado estratégico. | DAVID REVENGA

Varios hoteles de la Costa Blanca han decidido plantar cara al Imserso, dado el retraso que acumula la adjudicación del programa -el escenario más optimista que se maneja es que los primeros jubilados con los viajes puedan venir a finales de noviembre- y han lanzado sus propios programas de vacaciones que se comercializan en sus web a través de internet. Los jubilados son el colectivo que más viaja durante la temporada baja y, además, muchos pueden pagar un poco más. Es el caso, por ejemplo, de la cadena Servigroup, que ha lanzado una oferta por la que se puede pasar una semana de vacaciones a partir del 1 de octubre en un hotel de cuatro estrellas con pensión completa, parking gratis y, entre otras prestaciones, traslado gratuito al aeropuerto o la estación del AVE de Alicante desde 260 euros. El caso de la cadena que preside José María Caballé se extiende también a otros grupos como Hoteles Poseidón, acostumbrada, además, a trabajar con pensionistas con mayor poder adquisitivo que el convencional del Imserso.

Turistas mayores en la recepción del hotel Venus, que ha reabierto este septiembre. | DAVID REVENGA

Otros hoteles trabajan también en buscar por su cuenta a los jubilados y, por otro lado, tras la iniciativa de Mundosenior, otro turoperador, Viajes El Cortes Inglés, se ha sumado a la carrera por los jubilados y ofrece estancias en Benidorm desde 220 euros la semana. Los hoteles reaccionan de esta manera porque se ha detectado que hay gran demanda del denominado turismo senior, a partir de los 60 años, una parte del cual no puede ni aspirar a inscribirse en el Imserso por no cumplir criterios de edad.

«Hay que renovar el modelo rancio y viejo del Imserso apostando por uno de calidad y servicios»

Francesc Colomer - SECRETARIO AUTONÓMICO DE TURISMO

decoration

Internet y los buenos precios que ofrecen las compañía aéreas en temporada baja (la aerolíneas prefieren volar a estar en tierra), facilitan esta iniciativa que palia, en cierta manera, el retraso del programa del Imserso, aunque también es cierto que tras la pandemia no todos establecimientos tienen recursos para lanzarse por su cuenta a la búsqueda del jubilado con ganas de viajar en invierno. En la ciudad de Alicante también se confía en captar jubilados: el hotel Maya, recibe grupos de jubilados gallegos que participan en circuitos por toda España. Benidorm tiene abierta el 80% de planta, la ciudad de Alicante el 100% y en el resto de la provincia está operativa el 90%. El turismo familiar español ha comenzado a bajar debido al inicio de las clases en colegios, institutos y universidades, pero el mercado británico responde e, incluso, hay hoteles de la zona del Rincón de Loix de Benidorm dedicados ya al 80% al turista senior inglés.

Los turistas jubilados son el colectivo que ayuda a mantener abierta la planta hotelera durante la temporada baja. | DAVID REVENGA

Destinos

Por su parte, Viajes El Corte Inglés ha lanzado también un catálogo propio con el nombre de «Vacaciones ECO» que ofrece viajes a precios baratos hasta junio de 2022. Lo ilustra, precisamente, con una fotografía de jubilados, e incluye destinos de costa peninsular, Baleares, Canarias, circuitos culturales por España y viajes organizados al extranjero (Portugal, Marruecos, Italia, Polonia, Países Bajos, Egipto y República Checa, entre otros). Los primeros son los más económicos, pudiéndose contratar siete noches en Benidorm desde 220 euros una semana en un hotel de tres estrellas, categoría excluida por el Imserso.

«Los hoteles hacemos todo lo posible por trabajar, seguir abiertos y evitar que la gente acabe en un ERTE»

Nuria Montes - SECRETARIA GENERAL DE HOSBEC

decoration

Hoteles y Viajes El Corte Inglés siguen los pasos de Mundosenior, que el lunes inició la venta de su propio programa de vacaciones en la Costa Blanca para los mayores al margen del Ministerio de Derechos Sociales. El operador ofrece viajes a los jubilados españoles con estancias de ocho, diez y quince días, transporte incluido, desde 260 euros y desde 305 euros y 395 euros en el caso de baleares y Canarias. Los clientes no tienen que mostrar la acreditación oficial de estar inscritos en el Osero.

Los hoteles de la Costa Blanca lanzan su propio «Imserso» para atraer y captar jubilados de toda Europa

Demanda contenida

Nuria Montes, secretaria general de Hosbec, subraya, en este sentido que «al final lo que va a conseguir el Gobierno con su inutilidad para activar el programa es cargárselo y perjudicar a los jubilados que menos posibilidades económicas tienen para viajar. Lo que está pasando es incomprensible y es normal que los hoteles hagan sus propias ofertas, porque lo que queremos es trabajar, seguir abiertos y tener en ERTE a los menos empleados posible». Montes insiste en que «no cabe en ninguna cabeza el que se deje morir un programa de vacaciones sociales que, además, beneficia al propio Gobierno que se evita pagar prestaciones de desempleo», asevera. «No lo entendemos. Hay una demanda contenida muy grande de jubilados en España que pueden pagar un poco más por la estancia en el hotel y seguro que va a tener éxito. Siempre ha habido ofertas para el segmento de jubilados con mayor poder adquisitivo pero ahora se van a multiplicar».

Victoria Puche, presidenta de la Asociación Provincial de Hoteles de Alicante, alerta de que «cualquier negociación que se retrase ahora mismo con los hoteles no lleva a otra cosa que a pérdidas, y aunque el daño mayor se registra en Benidorm, hay hoteles en la provincia que trabajan con el Imserso y que lo estarán pasando mal por la incertidumbre». Puche destaca que «el turismo senior es clave en la temporada baja para romper la estacionalidad, y es normal que los hoteles cerremos acuerdos privados con agencias de viajes que organizan, por ejemplo, circuitos por España, para que sus clientes pernocten en nuestros hoteles cuando llegan a Alicante». Puche apunta que «aunque vamos mejor, falta mucho aún para recobrar la normalidad. Venimos de un año muy malo».

«Era el momento de apostar por un programa ambicioso y han ido a lo mismo»

Victoria Puche - PRESIDENTA ASOC. PROVINCIAL DE HOTELES

decoration

José Mancebo, director del Patronato de Turismo Costa Blanca se muestra decepcionado. «Ya avisamos en febrero que si había un momento para lucirse y apostar por otras fórmulas más innovadoras, ese momento era ahora. Lamentablemente, nos hemos encontrado al de siempre pero con menos plazas, estancias más cortas y poco ambicioso presupuestariamente, a lo que se une las mismas complicaciones de siempre para ser implementado». Mancebo subraya que «espero que esta nueva experiencia nos ayude a definir la estrategia de viajes sociales y consensuar programas más ambiciosos, incluso intergeneracionales, que permitan, por ejemplo, que los mayores puedan viajar con otros miembros de sus familias, o, bien, que los mayores puedan realizar otro tipo de actividades y que las distintas administraciones podamos participar», apunta el director del Patronato. «Personalmente, creo que se trata de una cuestión de justicia con el segmento de población que peor lo ha pasado y el sector económico que probablemente más haya sufrido los efectos de esta pandemia, nuestros mayores y la industria de los viajes, nuestro turismo», asevera el responsable del Patronato.

Compartir el artículo

stats