Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los ingenieros de Caminos reclaman una inversión de 4.000 millones en infraestructuras para que Alicante avance

La inversión en los PGE de 2022 en la provincia representa el 1.4 % del total, cuando debería rondar el 3,9 %, según el colectivo

La autovía A 31 en su tramo Alicante-Elda se convierte en una ratonera por su trazado antiguo e intensidad de tráfico

La autovía A 31 en su tramo Alicante-Elda se convierte en una ratonera por su trazado antiguo e intensidad de tráfico Áxel Álvarez

La falta de proyectos nuevos en Obra Pública amenaza con provocar una auténtica sangría en el colectivo de ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de Alicante, formado por 500 profesionales colegiados. Sacudidos por la crisis del 2008, y sin llegar a superarla, la pandemia y la falta de “gasolina” de la Administración para fomentar la obra pública ha terminado por provocar que entre un 12% y un 15% de los ingenieros alicantinos hayan tenido que emigrar a Europa y resto del mundo en busca de empleo, según subraya Andrés Rico, delegado de la Demarcación de la Comunidad Valenciana en Alicante. Los ingenieros denuncian que los nuevos proyectos han desparecido y solo hay trabajo para el mantenimiento de las infraestructuras, pero proyectos nuevos cero pese al listado de asignaturas pendientes por ejecutar en Alicante, donde se estima que desde hace ya diez años hace falta una inversión de 4.000 millones de euros y no se ha invertido ni un euro. .

La Demarcación de la Comunidad Valenciana del Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos, a través de su Comisión de Urbanismo reunida en la provincia de Alicante, ha analizado, en este senido, de manera pormenorizada los nuevos Presupuestos Generales del Estado y denuncian que muchas de las infraestructuras necesarias para la vertebración de la provincia de Alicante han vuelto a quedarse fuera, por lo que habrá que seguir esperando un año más para que se cubran unas necesidades en materia de infraestructuras que consideran básicas.

Los ingenerios insisten en que hay un déficit de inversión en infraestructuras en la provincia de 4.000 millones de euros, y la cantidad reflejada en los PGE de 2022 para infraestructuras en Alicante representa el 1.4 % del total, cuando debería rondar el 3,9 %, según el colectivo. Una de las consecuencias de este retroceso presupuestario es el hecho de que muchos profesionales se vean abocados, por lo tanto, a desempeñar las funciones propias de la Ingeniería de Caminos, fuera de la Provincia por falta de empleo. Por otra parte, esta falta de inversión redunda en la falta de impulso a la movilidad sostenible tan necesaria en las ciudades, ya que estos PGE no aportan soluciones ferroviarias y de transporte público como alternativa al vehículo privado. “Quien se va a ir a Alcoy o Benidorm en autobús si tardas dos horas. Al final nos obliga a coger el coche pese a que siempre nos anuncian la importancia de la movilidad sostenible”, subraya Andrés Rico.

Desde la Comisión de Urbanismo del Colegio de Ingenieros de Caminos en Alicante reclaman el reparto equitativo de la inversión en las diferentes comunidades autónomas y provincias, por lo que se insta a la Generalitat Valenciana a cubrir el déficit presupuestario de los PGE a través de los presupuestos autonómicos. Además, existen informes que avalan que las infraestructuras en las que se invierte en la Provincia alcanzan una elevada rentabilidad social en comparación con otros proyectos.

La Comisión de Urbanismo del Colegio de Caminos se ha realizado una lista de infraestructuras de transporte que se reivindican:

·        Tercer carril autovía Elche – San Juan.

·        Duplicación de la Nacional-322 a su paso por Torrevieja.

·        Tren de la costa Alicante – Valencia.

·        Corredor Mediterráneo y estaciones intermodales de mercancías.

·        Tercer carril autovía Elda-Monforte.

·        Mejora ferrocarril Alcoy – Xàtiva.

·        Tramo AVE: Encina – Xàtiva, que convertiría a la CV en una región metropolitana.

·        Tramo viario de la Ronda de Elche.

·        Conexión ferroviaria del aeropuerto de Alicante.

·        Mejora del Cercanías Alicante – Elche – Orihuela.

·        Aumento de las frecuencias del tren Villena – Alicante.

·        Conexión con la autovía de la estación de AVE de Villena.

 

En cuanto a las peticiones que se hacen a la Genealitar Valenciana se centran en:

·        Mayor inversión en el Tram en el Área Metropolitana de Alicante y Las Marinas.

·        Extensión del TRAM hasta el sur de la Provincia.

·        Nuevo eje viario CV-95 Orihuela-Torrevieja/Orihuela Costa.

·        Mejora de la carretera de Xixona.

·        Mejora de la carretera de Pinoso y La Romana.

·        Fin de la duplicación de la carretera de Elche a Santa Pola.

·        Mejora de la accesibilidad de los núcleos del interior a la costa para evitar el despoblamiento.

 

Además, hay otras infraestructuras imprescindibles para Alicante, esta vez relacionadas con los usos del agua. De esta manera, sin ánimo de ser exhaustivos, reivindicamos las siguientes obras hidráulicas:  Plantas y redes de abastecimiento de la planificación hidrológica del Segura con impacto en la provincia de Alicante (aquí entrarían las inversiones alrededor de la desalinizadora de Torrevieja, por ejemplo). Una serie de obras en bastantes Estaciones Depuradoras de Aguas Residuales (EDARs), como las de Orihuela, Villena, Novelda, Oliva o Almoradí, colectores en Almoradí, Torrevieja o Pilar de la Horadada, estaciones de bombeo varias, así como tanques de tormentas. Obras varias para el trasvase y post trasvase Júcar – Vinalopó y otras obras de distribución de aguas Todo ello, sin olvidar la falta de inversión en puertos y costas, que hace peligrar otro de los motores económicos de la provincia. Finalmente, se reivindica una mayor participación de los colegios profesionales en la planificación de infraestructuras.

Compartir el artículo

stats