Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Hartazgo vecinal por el retraso de los pasos sobre el futuro Parque Central

Un centenar de personas protestan en Renfe por el aislamiento de barrios como Florida y el PAU 1

Vecinos de barrios del centro-sur se concentran frente a Renfe por los retrasos en los pasos. | PILAR CORTÉS

Hartos de retrasos injustificados en la construcción de los tres pasos peatonales para unir, provisionalmente, los barrios situados a los dos lados del futuro Parque Central. Casi un centenar de vecinos de zonas como San Blas, Florida, Princesa Mercedes, Ciudad de Asís o el PAU 1 se concentraron este miércoles, de nuevo, para exhibir su enfado con los socios de Avant, la sociedad encargada de impulsar una histórica reivindicación para «coser» los barrios de la zona sur de Alicante.

La protesta, esta vez, fue a las puertas de Renfe y contó con la presencia de los portavoces de Compromís y Unidas Podemos. Hace dos meses, los vecinos marcharon por la Florida para mostrar su indignación con la Administración. «Nos dijeron que la licitación se aprobaba en julio... y estamos en noviembre y aún seguimos esperando. Siempre están buscando excusas. Siempre hay dinero y voluntad para algunos barrios y no para otros, y eso que solo pedimos unos pasos provisionales hasta que se construya el Parque Central. Entre las trabas de Urbanismo y los tiempos de Adif, solo acumulamos retrasos que mantienen incomunicados a los barrios. Estamos hartos», señaló este miércoles Vicente Alcaraz, portavoz de Vecindario por un Parque Central, quien lamentó que actualmente, los vecinos que quieran cruzar entre barrios deban hacerlo «atravesando vallas, entre pedregales y en terrenos llenos de escombros». Tráfico también propició más retrasos con la solicitud de cambios en el proyecto, según fuentes conocedoras de la iniciativa.

El enfado de los vecinos no es nuevo, pero esta vez se justifica en un retraso de medio año en el trámite de la licitación de los pasos. A principios de julio, la sociedad Avant anunció el paso necesario para seleccionar a la empresa encargada de construir los pasos. Sin embargo, ese anuncio no se ha concretado aún en nada. «Seguimos trabajando en el proyecto y tan pronto como tengamos autorización estaremos en disposición de licitar», señalaron, sin más detalle, este miércoles desde la entidad con motivo de la protesta vecinal frente a la estación de Renfe.

Los pasos provisionales están proyectados entre las calles Capitán Gutiérrez Mellado-Médico Ricardo Ferrer por un lado y por el otro entre las calles Princesa Mercedes-César Porcel y tendrán una anchura de cuatro metros, con barandilla de madera y columnas de alumbrado cada veinte metros. Para salvar el desnivel de terreno se prevé la construcción de un tramo de pasarela de unos cincuenta metros elevada a la altura del Puente Rojo. La obra tiene un presupuesto base de 270.962 euros y un plazo de ejecución de tres meses, según informó el Ayuntamiento de Alicante hace cinco meses.

Compartir el artículo

stats