Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Generalitat comienza a desmantelar el hospital de campaña levantado hace dos años por la pandemia

La instalación quedará almacenada para futuros usos de emergencia - En los terrenos Sanidad construirá la sede del instituto de investigación ISABIAL

El hospital de campaña está siendo desmantelado estos días. Alex Domínguez

Casi dos años después de que se levantara en plena primera ola de la pandemia, la Generalitat ha comenzado a desmontar el hospital de campaña, que se instaló en el recinto del Hospital Doctor Balmis. Estos días ya se ha quitado el “finger” que comunicaba la entrada del hospital de campaña con la puerta de acceso al Doctor Balmis y en los próximos días está previsto que continúen las labores de desmantelamiento de esta instalación que ocupa todo lo que era el jardín de entrada al centro sanitario.

Desde Conselleria de Justicia explican que el hospital quedará almacenado para futuros usos de emergencias, tal y como ha ocurrido con las instalaciones de València y Castellón, que ya hace meses que fueron desarmadas. De hecho, el de Alicante ha sido el último en desmontarse, ya que ha estado siendo utilizado en las últimas semanas para acoger a los refugiados procedentes de Ucrania, cuya estancia ya se ha concentrado en Ciudad de la Luz.

En el interior de varias naves del complejo cinematrográfico se levantó parte del hospital de campaña de València para dar cabida a las familias que han llegado huyendo de la guerra. En este sentido, recalcan desde Justicia que levantar los hospitales de campaña fue “una buena inversión por parte de la Generalitat, no sólo porque durante la pandemia nos permitió ampliar el sistema asistencial sanitario con tres hospitales anexos a tres centros de referencia, sino porque estas instalaciones nos permitirán dar respuesta a otras situaciones de emergencia”.

La carretera interior del hospital ya ha quedado libre de la instalación Alex Domínguez

El hospital de campaña de Alicante se levantó sobre una parcela de 2.000 metros cuadrados. Consta de 255 módulos y tiene una capacidad para albergar 400 camas. Su construcción estuvo marcada por la urgencia de aquella primera ola de la pandemia, con toda la población confinada en sus casas y los hospitales llenos de enfermos de coronavirus. Finalmente, cuando se inauguró, la presión hospitalaria había bajado y no fue necesario ingresar enfermos. De hecho, en las cinco restantes ola sólo ha sido necesario utilizarlo como hospital una vez, en pleno pico de la tercera ola, la que más ha afectado a la provincia. El resto del tiempo, el hospital de campaña ha tenido distintos usos: para vacunación, para pruebas de serología, para acoger a inmigrantes que llegaban en patera con covid y más recientemente para dar cabida a las familias de refugiados ucranianos.

A comienzos de este año, trascendió que la instalación estuvo funcionando sin licencia.

Con su desmantelamiento, la Generalitat da un paso más en esa vuelta a la normalidad de la pandemia de covid. Con un 95% de población vacunada y una variante ómicron mucho más leve que las anteriores, los hospitales están siendo capaces de soportar con sus propios medios los ingresos por coronavirus, que principalmente son de personas mayores de 70 años y con enfermedades previas. En estos momentos hay 210 personas ingresadas en los diez hospitales públicos de la provincia, 13 de ellas en las Unidades de Cuidados Intensivos. en los últimos días la presión ha bajado levemente.

Por otro lado, al desaparecer el hospital de campaña de su ubicación actual, la Conselleria de Sanidad puede iniciar la construcción de la sede del instituto de investigación ISABIAL, prevista en esos mismos terrenos.

Hace tres años que la Conselleria de Sanidad licitó la redacción del proyecto y dirección de obra correspondiente a la construcción del nuevo edificio de la Fundación de la Comunidad Valenciana para la Gestión del Instituto de Investigación Sanitaria y Biomédica de Alicante (ISABIAL).

En los presupuestos de este año, Sanidad ha reservado una partida de 6,5 millones para la construcción de la nueva sede del instituto de investigación.

Compartir el artículo

stats