Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los estudiantes de la Comunidad tienen la sexta peor nota en la Selectividad

Los aspirantes a cursar estudios universitarios pueden tener más dificultades a la hora de acceder a la carrera deseada al no ser una prueba homogeneizada

Los estudiantes de la Comunidad tienen la sexta peor nota en la selectividad

Los estudiantes alicantinos necesitan mejorar su rendimiento en las pruebas de acceso a la universidad (PAU). Un año más, la nota media de los aspirantes universitarios de la Comunidad Valenciana (6,81 en la fase general en el año 2021) se situó entre las seis peores de España, solo por delante de Cataluña (6,79), Canarias (6,75), Madrid (6,74), Galicia (6,56) y Baleares (6,23), según los datos publicados por el Ministerio de Universidades.

A pesar de que los alumnos de la Comunidad consiguieron su mejor resultado en 11 años, siguen en el furgón de cola de la media por comunidades autónomas, una tendencia que se ha repetido en los últimos años. En el año 2020, se situaron quintos por la cola mientras que, en el 2019, fueron los cuartos con peor media. Los resultados de los tres últimos ejercicios empeoran notablemente la marca obtenida en el 2018, cuando la Comunidad Valenciana se colocó en la zona media del ranking al ser la octava autonomía con mejor nota media en la fase general. En lado opuesto, las comunidades autónomas con mejores resultados en la fase general de la PAU son Cantabria -obtiene un 7,20 de media-, Castilla y León (7,17), País Vasco (7,17), Murcia (7,16) y Asturias (7,13).

La autonomía valenciana tampoco destaca en el apartado de sobresalientes obtenidos entre el total de aprobados de la fase general. Con solo un 3,4 % de estudiantes con una nota superior a 9, se convierte en la tercera comunidad autónoma con menor porcentaje de sobresalientes, lejos de los que registran Murcia (12,9 %), Asturias (12,9 %), Extremadura (11 %) y Cantabria (10,1 %).

Regularidad en la nota media

Al contrario que en otras comunidades, los estudiantes alicantinos, valencianos y castellonenses mantienen la regularidad entre la nota media de la fase general de la PAU y la del bachillerato; diferencia es de 0,92, menos de un punto. De hecho, en este segundo apartado, la Comunidad se sitúa en idéntico puesto en el ranking -el duodécimo- con una calificación media de 7,73.

Esta estabilidad contrasta con la disparidad de la mayoría de regiones de España, en la que las diferencias son muy notables, con discrepancias de más de un punto entre las dos notas. Es el caso, entre otras, de Canarias -con una diferencia de 1,32 puntos pasa de ser la tercera mejor en bachillerato a la cuarta peor en la fase general de la EBAU- o en Galicia, cuyos estudiantes empeoran la media en 1,29 puntos pasando de ser los octavos mejores en bachillerato a los segundos peores en selectividad.

La región gallega es una de las que ha reclamado, con mayor insistencia, un examen único para toda España. El debate cogió fuerza en 2019, aunque el gobierno central descartó esta medida, aunque aseguró que intentaría homogeneizar los criterios .

Aunque los criterios y exámenes de la selectividad son diferentes, el acceso a la universidad es común. En este contexto, el bajo rendimiento de los aspirantes de la Comunidad, en comparación con otras autonomías, les puede generar problemas frente al resto de estudiantes españoles, a la hora de acceder a la carrera que desean. De hecho, por lo que respecta a la nota media de acceso a la universidad, la Comunidad Valenciana empeora sus resultados al convertirse en la cuarta autonomía con peor nota media -el 60 % del bachillerato y 40 % de la nota media de la fase general- con un 7,40; solo por delante de La Rioja (7,39), Cataluña (7,26) y Baleares (7,06).

Compartir el artículo

stats