¿Arboricidio o tala controlada?: polémica por las obras en la plaza de San Blas

Vecinos critican que el Ayuntamiento de Alicante haya decidido eliminar ejemplares adultos del entorno, mientras los técnicos municipales alegan que se trata de árboles "en fase de decrepitud" y que se repondrán

Árboles de la plaza de San Blas, cargados en un camión

Árboles de la plaza de San Blas, cargados en un camión / Ulises Lopez

C. Pascual

C. Pascual

Las obras en la plaza de San Blas no están exentas de polémica. El inicio de los trabajos para la rehabilitación de la zona están dando mucho que hablar en el barrio por el tratamiento a los árboles del entorno. Vecinos de San Blas critican la decisión del Ayuntamiento de talar ejemplares con "muchos años de vida", mientras técnicos municipales alegan que la decisión se deba a que los citados árboles, la mayoría situados en la acera de la calle Antonio Martín Trenco están en fase de "decrepitud".

"Una pena. El Ayuntamiento talando árboles que les han costado el suyo quitarlos por lo enraizados que estaban. ¿No se puede adaptar la obra del parque a estos árboles haciendo crecer los alcorques?, se pregunta Ulises. En la línea, María Teresa apunta que "primero dicen que los trasplantan y luego los talan", un comentario similar al de Marina: "¿Por qué fuera de Alicante se trasplantan y aquí se talan sin más?". Loli, por su parte, agrega: "Que yo sepa solo había un árbol que levantaba el suelo, los demás estaban bien". Carlos lamenta: "Van a dejar eso como un solar".

Desde el gobierno municipal explican que en el proyecto de la actuación ya se recogía que había que intervenir sobre algunos árboles, aunque subrayan que se plantarán nuevos ejemplares.

El proyecto al que se remiten, firmado por un técnico municipal, apunta que "en la calle Antonio Martín Trenco, debido al cambio de sección, se eliminan las melias existentes en aceras, que por otro lado están en fase de decrepitud, generando daños a peatones y vehículos estacionado por la constante caída de ramas, así como los problemas de accesibilidad por el levantado del pavimento y riesgo de caídas a peatones". Además, el texto agrega que "con la nueva sección, se crea un parterre longitudinal en la acera junto al muro del campo de fútbol, que mejora la imagen de la plaza y que además, iguala en número las plantaciones de arbolado actual, con variedades de copa compacta e igualdad estética como la propuesta". Este parterre, según el Ayuntamiento, "albergará las plantaciones arbóreas de Melia umbraculifera (20-25 cm de perímetro de tronco y arbustivas en masa), así como trepadoras con el ánimo de que tapen con el paso del tiempo el muro gavión que aplaca y envuelve la instalación deportiva.

Uno de los ejemplares "apuntalados" en la plaza, durante las obras

Uno de los ejemplares "apuntalados" en la plaza, durante las obras / HECTOR FUENTES

Por su parte, en el interior de la plaza, según el proyecto técnico, "el diseño ha venido condicionado con el respeto al material vegetal adulto existente y que en su mayor parte se respeta". "Tan solo se eliminan aquellos ejemplares dañados o decrépitos, procediendo al trasplante de otros que aún estando en condiciones si que inevitablemente afectaban al diseño por cuestiones e accesibilidad y encaje del carril bici".

Las obras en la plaza de San Blas arrancaron el pasado mes de abril y se prolongará, si no hay sobresaltos, once meses. El presupuesto roza los tres millones de euros.

Cuando se anunciaron las obras, el concejal de Mantenimiento, Infraestructuras y Movilidad, José Ramón González, explicó que la nueva plaza va a ser "reordenada dando prioridad al peatón para mejorar a su vez tanto la accesibilidad transversal como longitudinal, de tal forma que se logra unir los barrios para acceder al centro y se va a crear nuevos itinerarios peatonales favoreciendo la movilidad con amplias aceras, entre las diferentes zonas internas y del entorno de la plaza, frente al tráfico rodado".

Las obras, según el edil, también contemplan “la ampliación de la red de carriles bici, con un nuevo itinerario ciclista que atraviesa la plaza, y se logra hacer más verde el barrio con nuevo arbolado, instalando un pavimento de adoquín permeable que permitirá recoger el agua de lluvia y aprovecharla para regar la jardinería". "A su vez otro de los objetivos de este ambicioso proyecto es reformar y crear una amplia zona de juegos infantiles con nuevo mobiliario, y se renovará todo el alumbrado con leds que favorezcan una mayor eficiencia energética”, añadió.

Uno de los ejemplares "apuntalados" en la plaza de San Blas

Uno de los ejemplares "apuntalados" en la plaza de San Blas / HECTOR FUENTES

Por otro lado, el proyecto ya en fase de ejecución prevé sustituir el canal de recogida de pluviales situado en el eje central de la calle Antonio Martín Trenco con una canalización y colector, pasando a ser una calle con dos carriles, uno en sentido subida que se ensanchará a dos en la nueva rotonda semaforizada que se va a crear en la intersección con la calle Condes de Soto Ameno, y otro carril en sentido bajada. Además, se prevé ensanchar la acera que linda con el campo de fútbol de San Blas, generando mayor aparcamiento en batería, con un carril bici de doble sentido en la mediana.

Suscríbete para seguir leyendo