Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Ayuntamiento solo concede 28.000 euros de los 205.000 euros de ayudas a indumentaristas

El bipartito explica que el sector no ha solicitado subvenciones por encima de ese importe. Compromís cree que el fracaso de las convocatorias se debe a que están mal dirigidas. El gremio de modistos de fiestas lo relaciona con los pagos que hay que hacer a Hacienda por ese dinero

Una niña se prueba un vestido para las pasadas Hogueras Tony Sevilla

El Ayuntamiento de Alicante solo ha concedido 28.000 euros en el marco del plan de ayudas al sector de la indumentaria festera y oficios, dotado con 205.000 euros de la Diputación, por el que los profesionales y empresas dedicados a este fin podían obtener hasta 5.000 euros de subvención siempre que hayan registrado una facturación entre el 1 de julio de 2021 y el 31 de mayo de 2022 igual o inferior al promedio mensual facturado en los mismos meses del año 2019 al 2020.

El equipo de gobierno bipartito, formado por PP y Cs, explica que el sector no ha solicitado ayudas por encima de ese importe y que se les ofreció ampliar el plazo de entrada de solicitudes; y desde la oposición de izquierdas creen que algo falla en estas convocatorias cuando sectores afectados por la pandemia no piden ese dinero. Por su parte, representantes del gremio de la indumentaria festera relacionan el escaso interés por estas ayudas con los pagos que hay que hacer a Hacienda por estas subvenciones, de entre el 20% y el 25%.

El caso es que únicamente se han concedido cinco ayudas por 5.000 euros, y una sexta por un montante de 3.269 euros; sumándose así a otras convocatorias de ayudas con escaso eco como el bono comercio o las dirigidas a artistas de hogueras. En el primer caso no se gastaron los 10.000 vales y se amplió el plazo en dos meses; en el segundo, según criticó Compromís, solo se concedieron 90.000 euros correspondientes a ayudas de 2021 de los 500.000 previstos por falta de solicitudes, aunque el bipartito replicó que se habían concedido el 98% de las peticiones.

Según ha resuelto el área de Empleo y Desarrollo Local del Ayuntamiento de Alicante, se acuerda conceder la ayuda solicitada a una relación de seis personas trabajadoras autónomas y pequeñas empresas de la ciudad de Alicante por distintos importes individuales, ascendiendo la suma de todos ellos a un importe de 28.269,96€. Se concede un plazo de 5 días hábiles desde el día siguiente a su publicación en las web www.alicante.es y www.impulsalicante.es para presentar alegaciones en el procedimiento electrónico.

Desde la oposición, Compromís critica el escaso éxito, de nuevo, de una convocatoria de ayudas municipales. "Una vez más, comprobamos desde Compromís como las convocatorias de ayudas a los sectores económicos relacionadas con las fiestas son fallidas. No es posible que después de los dos años tan complicados por la pandemia solo se hayan concedido 28 mil euros de los 200 mil que estaban previstos repartirse entre el sector de artesanía e indumentaria", señala el portavoz de la formación, Natxo Bellido.

El edil pide al bipartito que dirige el alcalde popular Luis Barcala que "estudie los motivos por los que no se aprovechan estas convocatorias de ayudas, bien sea por desconocimiento del sector o por estar mal dirigidas las convocatorias, pero es obvio que algo falla y que no se está siendo útil y eficiente en ayudar a los sectores económicos que necesitan ayudas para garantizar su supervivencia y futuro".

Desde el gremio de indumentaristas indican que el procedimiento es "un poco engorroso" por lo burocrático ya que se pide mucha documentación, como las facturas y gastos generales, gestiones que debe hacer un asesor. No obstante, el sector entiende que el Ayuntamiento tiene que justificar el gasto. El gremio afirma que todos los profesionales conocían la convocatoria porque se informó de ella y que en algún caso se presentó a última hora; desde el Consistorio pidieron rectificaciones y se hicieron, aceptando la petición sin más problema.

Los profesionales de la indumentaria relacionan el escaso apego a estas ayudas con el hecho de que al año siguiente haya que pagar entre un 20% y un 25% de lo recibido a Hacienda, como les ha ocurrido a oficios que ya recibieron algún dinero como subvención por la pandemia. Este año han tenido que devolver entre 800 euros y 1.000 euros por ayudas de 5.000 euros, por lo que creen que tendrían más peticionarios si directamente quien da el dinero lo retuviese. Es decir, en lugar de recibir un máximo de 5.000 euros por esta última ayuda, que les llegase el dinero con la retención realizada.

Compartir el artículo

stats