La inmunoterapia aumenta en diez años la supervivencia de la mitad de los enfermos de cáncer

Expertos presentan en Alicante los últimos avances en terapias celulares, "vacunas" contra leucemias, linfomas, tumores de pulmón o colon que mejoran la calidad de vida de los pacientes tratados. La Fe y el Clínico de València están acreditados para hacer estos tratamientos y está pendiente el Doctor Balmis

J. Hernández

J. Hernández

La inmunoterapia celular para tratar el cáncer consiste en extraer de la sangre o tejido tumoral del paciente un tipo de glóbulos blancos denominados células T, generar en laboratorio gran cantidad de copias añadiendo productos para que aumenten en número y fortaleza; y reintroducirlas en el organismo de la persona para ayudar a su sistema inmunitario a combatir el tumor mejoradas en su capacidad de atacar y destruir las células enfermas. Es decir, que reconozca el cáncer y active los linfocitos para que hagan su función, que es matar las células tumorales.

Esta terapia avanzada ya se aplica en ciertos tipos de cáncer avanzado y en determinadas enfermedades inmunológicas, y que se ha certificado que logran una remisión de la patología tumoral durante más de 10 años en más de un 50% de los afectados que hace no tanto habrían fallecido, lo que supone un importante aumento de la supervivencia.

"Un cambio nunca conseguido en Medicina después de todas las terapias que consiguen curaciones cuando esta ya no es posible. Es otra manera de enfocarlo, ha demostrado que se puede hacer con muchas opciones y claramente es una realidad para tratar a los pacientes de leucemias, linfomas y mieloma múltiple, que viven a lo largo de 10 años libres de enfermedad", ha explicado el doctor Manel Juan, jefe del Servicio de Inmunología del Hospital Clínic de Barcelona. En cáncer de mama se está empezado a trabajar pero aún no hay datos.

"Ha demostrado que se puede hacer con muchas opciones y claramente es una realidad para tratar a los pacientes de leucemias, linfomas y mieloma múltiple, que viven a lo largo de 10 años libres de enfermedad"

Doctor Manel Juan

— Jefe del Servicio de Inmunología del Hospital Clínic de Barcelona

Se trata de un tipo de medicina a la carta, pues permite luchar contra el tumor con precisión. Además de parar tratar tumores hematológicos, la inmunoterapia es eficaz contra el melanoma causado por el sol; algunos subtipos de carcinomas no microcíticos de pulmón relacionados con el tabaco; el carcinoma de colon, que tiene problemas a la hora de reparar los daños que se produce en el ADN; tumores asociados a infección por virus, como el de cérvix (papiloma virus) o el de cabeza y cuello.

Estos avances se debaten en Alicante en una jornada organizada por la Cátedra Roche-Universidad de Alicante y dirigida por el profesor José Miguel Sempere, catedrático de Inmunología de la UA y presidente de la Sociedad Valenciana de Inmunología.

Esta cita se celebra en la Sede Universitaria con asistencia de expertos como el citado doctor Manel Juan, que ha liderado un estudio multicéntrico que acaba de demostrar la eficacia de una terapia CAR-T para tratar a pacientes con mieloma múltiple resistente a los tratamientos habituales.

Expertos participantes en la jornada de Inmunología en Alicante

Expertos participantes en la jornada de Inmunología en Alicante

"The lancet"

El estudio, publicado hoy mismo en la revista 'The Lancet Oncology', demuestra que todos los pacientes tratados con esta inmunoterapia presentan una respuesta al tratamiento, de las que cerca del 70 % son completas pasados 18 meses y el resto son parciales.

También se han presentado en Alicante las experiencias prácticas en el uso de las células TILs (linfocitos infiltrantes de tumor) para tratar el melanoma metastásico, de la mano de la doctora Alena Gross, jefa del Grupo de Inmunología e Inmunoterapia del Cáncer del Vall d'Hebron.

Ambas son las dos técnicas de terapia antitumoral más novedosas que se están utilizando con éxito cada vez mayor para tratar a pacientes con diferentes tipos de tumores.

Según explica el catedrático Sempere, cada terapia funciona en un tipo de tumor diferente. En el caso de las células CAR-T se extraen los leucocitos de la sangre del paciente a tratar y se modifican mediante edición genética para reconocer un antígeno concreto frente al que actuar. La terapia TIL consiste en extraer los linfocitos directamente del tumor, extrayendo un trozo, y tratándolo para que los linfocitos puedan salir del mismo, expandirse en vitro y reinyectarlos al paciente para intentar acabar con el cáncer.

El inmunólogo ha precisado que la terapia de células T también puede funcionar en determinadas enfermedades autoinmunes. "Cada vez se están poniendo en marcha más ensayos clínicos en pacientes en los que el sistema inmunitario actúa contra sus propios antígenos para intentar controlar la inflamación con este tipo de fármacos, con resultados aparentemente exitosos aunque hace falta más tiempo para ver si funciona".

"Cada vez se están poniendo en marcha más ensayos clínicos en pacientes en los que el sistema inmunitario actúa contra sus propios antígenos para intentar controlar la inflamación con este tipo de fármacos"

José Miguel Sempere

— Catedrático de Inmunología de la Universidad de Alicante

En la Comunidad Valenciana

Las terapias que utilizan el propio sistema inmunitario de una persona para combatir el cáncer están disponibles también para los pacientes de la Comunidad Valenciana, como ha destacado el doctor José Luis Poveda, jefe del Servicio de Farmacia Hospitalaria del Hospital La Fe de Valencia y coordinador del grupo de Terapias Avanzadas de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria.

"Tenemos una unidad de terapias avanzadas en el instituto de investigación de la Fe que está permitiendo su aplicación en pacientes de la Comunidad; y dos hospitales acreditados para todo tipo de terapias avanzadas comerciales. Es decir, existe disponibilidad para aplicar estos tratamientos a los pacientes y no tener que derivarlos a otras autonomías". Los hospitales que los ofrecen son La Fe y el Clínic de València, acreditados por el Ministerio de Sanidad.

"Tenemos una unidad de terapias avanzadas en el instituto de investigación de la Fe que está permitiendo su aplicación en pacientes de la Comunidad; y dos hospitales acreditados para todo tipo de terapias avanzadas comerciales"

Doctor José Luis Poveda

— Jefe del Servicio de Farmacia Hospitalaria del Hospital La Fe de Valencia

"En su día se pidió también para el Hospital Dr. Balmis de Alicante y está pendiente, seguramente será aprobado en la siguiente fase", señala Poveda. Estas terapias se administran en las denominadas salas blancas, que ya anticipa que será necesario ampliar la producción y extrapolarla a más centros a través de los servicios de Farmacia.

En este sentido, la citada sala blanca para el Hospital de Alicante donde se pueda investigar y aplicar estas terapias es una reivindicación de científicos e investigadores.

Varias dosis

El doctor Manel Juan, por su parte, ha explicado que fraccionando las dosis de la terapia CAR-T se disminuyen los efectos secundarios. Es decir, que el paciente reciba el 10% primero, el 30% y el 60% al final en lugar de una única dosis. Este tipo de productos tienen infinitas opciones de desarrollo "y se van acumulando propuestas nuevas que nos darán opciones no solo para el tratamiento de tumores sino para otras enfermedades en las que inteviene el sistema inmunitario".

Como ejemplo ha citado el lupus, la esclerodermia y ensayos en trasplantes, "hay muchas opciones en las que estas terapias personalizadas, basadas en las propias células del individuo, pueden llegar a ser terapéuticas importantes. Las opciones son muy altas. Con el cáncer hemos dado el primer paso para demostrar que esto es posible".

La industria farmacéutica invirtió en el tratamiento con CAR-T porque en los primeros ensayos quedó muy claro el beneficio a los pacientes. Sin embargo, no está ocurriendo así con la terapia TIL pese a que el ensayo, en fase III, ha demostrado que se consigue beneficio en un 50% de pacientes con melanoma metastásico al ser terapias muy personalizadas.

"Faltan medios e interés, falta cambiar la estructura para que se pueda llevar a término. Si no, no se desarrollarán todas las terapias que sabemos que se puede"

Doctor Manel Juan

— Jefe del Servicio de Inmunología del Hospital Clínic de Barcelona

Sin opción comercial

Sobre la terapia TIL, la doctora Gross ha señalado que hace más de 30 años que se está investigando, "y sin embargo aún no está aprobada ni hay una opción comercial de momento. Hay resultados muy positivos en tratamiento de melanoma metastásico e incluso en pacientes que son refractarios a inmunoterapia con anticuerpos monoclonales. Es sorprendente que a pesar de la eficacia demostrada en el ensayo clínico aún no se esté administrando".

"Hay resultados muy positivos (de la terapia TIL) en el tratamiento de melanoma metastásico, incluso en pacientes refractarios a inmunoterapia con anticuerpos monoclonales. Es sorprendente que a pesar de la eficacia demostrada aún no se esté administrando"

Doctora Alena Gross

— Jefa del Grupo de Inmunología e Inmunoterapia del Cáncer del Vall d'Hebron

Actualmente hay una opción comercial en EE UU que podría estar cerca de la aprobación, ha señalado, pero a nivel europeo no está clara. Aún así la doctora ha implementado un protocolo en Barcelona para expandir esta terapia con varios ensayos clínicos en marcha así como para simplificar el proceso.

En este sentido, el doctor Juan considera que "faltan medios e interés y cambiar la estructura para que se pueda llevar a término. Si no, no se desarrollarán todas las terapias que sabemos que se puede. La ciencia va por delante de la estructura y de la industria, está en un corsé que se ha ido generando a lo largo de los años y ahora ya no da de sí".

La jornada se completará con la presentación de los avances en el manejo de pacientes con fallos de implantación y abortos recurrentes de causa inmunológica.