Las tormentas dan paso a máximas más suaves y noches frescas en Alicante

La lluvia deja en las primeras horas del domingo hasta 41 litros por metro cuadrado en amplias zonas de la Marina Alta, El Comtat y l'Alcoià, mientras los termómetros se desploman hasta los 12 grados en algunos puntos y rondarán los 30 durante el día

Bañistas en la playa del Postiguet de Alicante esta semana, antes de que las temperaturas bajaran.

Bañistas en la playa del Postiguet de Alicante esta semana, antes de que las temperaturas bajaran. / Jose Navarro

Las tormentas que han descargado con fuerza en gran parte de la provincia de Alicante durante la madrugada y primera hora de la mañana de este domingo han dado paso a un tiempo mucho más suave. Esto traerá consigo máximas más agradables que las que se venían registrando en las últimas semanas, rondando los 30 grados. Las mínimas bajarán también, hasta el punto de que las noches pueden llegar a ser frescas en algunos puntos, sobre todo en el interior, mientras que en el litoral la bajada térmica, aunque no será tan acusada, sí hará más fácil conciliar el sueño.

Así lo indican las previsiones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), según las cuales los cielos estarán poco nubosos o despejados al menos hasta el miércoles, después de los fuertes chaparrones que han puesto fin a un largo periodo sin apenas lluvias. Las máximas, tras la bajada que experimentarán este domingo, se quedarán estables, con valores de en torno a 31 grados en Alicante, 32 en Elche y 34 en Orihuela, y más bajos en el interior, con 29 en Alcoy y en Villena. Las mínimas, por su parte, seguirán bajando.

A primeras horas del domingo, la lluvia ha provocado un importante desplome térmico allá donde las precipitaciones han sido más intensas. Resulta un tanto llamativo que la mínima más baja de toda la provincia en zona urbana se haya producido en una localidad grande como Ibi, con 13,1 grados, según los datos recabados por la Associació Valenciana de Meteorologia (Avamet). Muy cerca, en la cima del Menejador, entre la citada población y Alcoy, se ha registrado el valor más bajo de toda la demarcación: 9,9 grados. Asimismo, en la sierra de Salinas, en Villena, la mínima ha sido de 11,5 grados, y de 12,1 en la partida de la Foia Ampla de Mariola, en Agres.

Un termómetro marcando al sol 42,3 grados hace unos días, valor que no se espera volver a alcanzar a corto plazo.

Un termómetro marcando al sol 42,3 grados hace unos días, valor que no se espera volver a alcanzar a corto plazo. / JOSE NAVARRO

En el Alto Vinalopó y El Comtat las mínimas han rondado de manera generalizada los 15 grados, tal y como señalan los datos de la Aemet y de Avamet: 14,9 en el casco urbano de Villena, 15,1 en Beneixana, 15,3 en Sax y Salinas, 14,7 en Benilloba y Benillup, 14,8 en Cocentaina, 15,4 en Beniarrés, 16 en Muro... En el litoral, como es lógico, los valores han sido más altos, pero en Xàbia al fin han tenido una noche no tropical, con 19,5 grados; no ha sido el caso de Alicante y Benidorm, con 25,6 y 25,4, respectivamente, aunque la situación será distinta en los próximos días. En Elche la mínima ha sido de 23,9 grados.

Más lluvia el miércoles

Las tormentas han sido generalizadas en la Marina Alta, sobre todo en el interior, así como en El Comtat y l'Alcoià; y también, aunque algo menos intensas, en el Alto Vinalopó. En el resto del territorio, la lluvia ha sido más testimonial, aunque lo cierto es que son muy pocos los lugares donde no ha caído ni una sola gota. La precipitación más cuantiosa se ha registrado en Parcent, con 41 litros por metro cuadrado, y también han caído 36 en Muro, 35 en Agres, 32 en la Vall de Gallinera y Ondara, 29 en Balones, 28 en Dénia y 26 en Ibi y la Vall d'Alcalà, entre otras cantidades por encima de los 25 litros.

Calle anegada por el agua acumulada en Sax.

Calle anegada por el agua acumulada en Sax. / INFORMACIÓN

El agua ha refrescado el ambiente, y eso se notará sobre todo por la noche. La Aemet espera para este lunes una mínima de 14 grados en Alcoy, de 13 en Ibi y de tan solo 10 en Villena. Asimismo, en Alicante y Dénia se rondarán los 20, mientras que en Orihuela bajarán a 19 y a 18 en Elche. El resto de la semana se mantendrán valores parecidos, con lo que las madrugadas serán mucho más agradables en la costa, y en el interior puede hablarse de temperaturas frescas.

A eso se suma la alta probabilidad de que las lluvias vuelvan el miércoles, según la Aemet. Se espera que la jornada comience con intervalos nubosos, que irían creciendo conforme avanzaran las horas, hasta descargar precipitaciones, presumiblemente en forma de tormenta y más bien en el interior. Y aunque las previsiones todavía puedan cambiar de aquí a entonces, se atisba que la situación pudiera reproducirse el sábado próximo.