Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Medio Ambiente

Tabarca, la primera reserva marina de España

El Gobierno celebra los 35 años de Tabarca como un referente de los recursos pesqueros

La isla de Tabarca, refugio de las más diversas especies del medio marino. | INFORMACIÓN

La isla de Tabarca, refugio de las más diversas especies del medio marino. | INFORMACIÓN

La reserva marina de Tabarca tiene una extensión de 1.860 hectáreas, frente a las costas de Santa Pola, pero esta isla es mucho más que una simple cifra. En esta denominación se incluye las aguas exteriores e interiores, gestionadas por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA), en colaboración con la Comunidad Valenciana. Refugio de meros, salmonetes, morenas, dentones, pargos y doradas, además de especies de paso, como la seriola, «el efecto reserva de este espacio ha permitido incrementar la presencia de juveniles y grandes tallas de los reproductores, que son la base de la recuperación de los recursos pesqueros», asegura el Gobierno en un comunicado ahora que se cumplen 35 años de esta declaración, por lo cual la considera «un referente en la protección de los recursos pesqueros». Fue la primera. En la actualidad, la Red de Reservas Marinas está compuesta por 12 espacios (9 en el Mediterráneo y 3 en Canarias), siendo la reserva de Dragonera (Mallorca) la última en incorporarse en 2020. «Gracias a una adecuada gestión, la red de reservas contribuye a mantener la pesca profesional artesanal, al tiempo que favorece otras actividades sostenibles», como el buceo de recreo. «La isla ha demostrado que el fomento de la pesca artesanal sostenible y las medidas de protección del medio ambiente contribuyen de manera conjunta a mejorar los recursos pesqueros y hábitats marinos», explica el MAPA.

La reserva se creó a partir de un estudio de la Universidad de Alicante, dando con ello lugar a «la primera reserva marina de interés pesquero en España, que hasta 2001 no aparece en la Ley. Estas doce reservas suman una protección a más de 105.200 hectáreas. Cinco de ellas están gestionadas en exclusiva por el ministerio, mientras que las otras siete son de gestión compartida con las comunidades autónomas.

«Sus fondos marinos -dice sobre Tabarca- se encuentran recubiertos por praderas de la fanerógama marina Posidonia oceánica, en excelente estado. El oxígeno producido por esta planta depura y enriquece las aguas, mientras la cobertura vegetal constituye un área de cría y refugio para gran cantidad de larvas y alevines de peces», explica el MAPA.

Un estudio de la Universidad de Alicante sirvió para la creación de una figura de protección que hasta entonces no existía

decoration

En la realización de estas tareas de protección resulta fundamental la colaboración entre el ministerio con las demás administraciones implicadas (Generalitat y Ayuntamiento de Alicante), con el asesoramiento científico del Instituto Español de Oceanografía y la Universidad de Alicante, y con el sector pesquero de la zona. Esta reserva marina, que ha sido puesta como ejemplo por la FAO, forma parte de la red MEDPAN de áreas protegidas del Mediterráneo. Es un ejemplo de gestión colaborativa cuyos objetivos se inscriben en los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas (ODS 14) para conservar y utilizar de forma sostenible los océanos, los mares y los recursos marinos.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats