Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

CORONAVIRUS

Benidorm: parcela de playa de 4x4 debido a la crisis del coronavirus

El alcalde, Antonio Pérez, prepara la reapertura del litoral reduciendo el aforo a la mitad para garantizar la seguridad ante el covid-19

28

Benidorm parcela sus playas para la reapertura este verano

Las imágenes que cada año se repiten de la playa de Levante de Benidorm llena de sombrillas donde no cabe ni un alfiler no se repetirán, al menos, este verano. Ir a tomar el sol y bañarse va a cambiar por completo y estar en la arena supondrá para los usuarios cumplir distancias de hasta cuatro metros entre cuerdas y postes. Una división por parcelas que ya se ha podido ver en esa playa, ya que el Ayuntamiento ha realizado las primeras tareas «in situ» para organizar sus arenales para la reapertura tras la crisis sanitaria del coronavirus.

El gobierno del PP está trabajando en la mejor ordenación posible de la playa para este verano, con el obejtivo de controlar los aforos y los accesos. Por el momento, el Ayuntamiento ha dado algunas pinceladas sobre medidas que tomará de cara a volver a abrir los cerca de seis kilómetros de costa para que vuelvan los bañistas. No se sabe aún cuándo porque no se ha desvelado la fecha a pesar de que otras ciudades ya abrieron las playas el pasado día 1 de junio.

Benidorm quiere ser cauto. Los arenales son uno de sus bienes turísticos más preciados y una de las razones por las que millones de turistas eligen la ciudad cada verano para sus vacaciones; por lo que el Ayuntamiento quiere tener bien atado todo antes de volver a abrirlas al baño. Para empezar, ayer ya se pudo ver la playa de Levante dividida en parcelas por medio de cuerdas y postes que forman cuadrículas de 4x4 , en total 16 metros cuadrados, como así confirmó el alcalde, Antonio Pérez, a este diario. Además, se dejarán 6 metros libres en la línea de mar, todo para garantizar que se cumplen las distancias de seguridad sanitaria. «Vamos a apelar al civismo de la gente pero las personas que vengan a Benidorm tienen que tener todas las garantías de seguridad», añadió. A esa parcelación también se suma una división por sectores diferente a la que había hasta ahora. Se contemplan zonas libres para los usuarios y otras en la que se colocarán hamacas «que tendrán que reducir su número», indicó el alcalde. Uno de esos sectores se dejará para los mayores de 70 años.

Entre las medidas que Benidorm sí ha anunciado están además un horario para el uso de las playas con un turno de mañana y otro de tarde y que al mediodía se procederá a un vaciado total de las mismas para garantizar la rotación y también la desinfección y limpieza. A ellas se suma que se hará un control de aforos, que se tendrá que reducir al 50%. Pero ahí aún está la incógnita: ¿cómo se llevará a cabo? «Llevamos semanas trabajando», indicó el alcalde de Benidorm, Antonio Pérez, y «se está cumpliendo el calendario marcado». El documento, según el gobierno, ya está listo y ese Plan de Playas recibió los últimos informes el pasado viernes, tras lo que ya se ha «comunicado la propuesta técnica a la concesionaria», ya que es quien gestiona las playas de Benidorm.

Una solución técnica que revisará la concesionaria

El Ayuntamiento entrega a la empresa el documento con las medidas a tomar para la reapertura

El gobierno local de Benidorm ha comenzado a realizar las primeras mediciones y parcelación de las playas para poder reabrirlas este verano. Este lunes informaba a los grupos de la oposición de algunos detalles de la solución que los técnicos de áreas como Playas, Turismo, Seguridad Ciudadana y Contratación han planteado para los arenales y que ahora la concesionaria del servicio de playas, la mercantil RA, tendrá que estudiar para exponer sus consideraciones y adaptarlas al contrato actual.

Según explicó el alcalde, Antonio Pérez, a este diario, «se le ha comunicado a la empresa para que lo estudie». Una vez esto ocurra, los técnicos municipales deberán volver a informar y tendrá que pasar por pleno. ¿Cuál es la razón? Pues que el contrato actual recoge una serie de servicios que con la situación sanitaria actual «han cambiado; aparecerán nuevos y otros desaparecerán», añadió. Por ejemplo, según las especificaciones del Ministerio de Sanidad, no podrán reabrir las biblioplayas, un servicio que gestiona la empresa; sin embargo, se tendrá que ampliar las tareas de limpieza en los arenales.

Con todo, el alcalde explicó que no será «exactamente una modificación de contrato» sino que «con las circunstancias sobrevenidas, aparecen nuevos servicios» que tendrán que acoplarse para garantizar la seguridad . Así recordó que la planificación que se ha trasladado es para «el momento en el que estamos» de la desescalada pero que será «versátil» si van cambiando las medidas implantadas por el Gobierno.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats