Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Benidorm instalará una veintena de cámaras para controlar con inteligencia artificial el aforo de sus playas

El proyecto está incluido en el Plan de Sostenibilidad Turística y se desarrollará de manera piloto en los arenales de Poniente y el Mal Pas. El Ayuntamiento invertirá 145.000 euros en esta actuación, que también incluye la instalación de puntos wifi

Playa de Poniente de Benidorm, donde el Ayuntamiento instalará 19 cámaras inteligentes en sus accesos para controlar el aforo. David Revenga

Dos de las playas más conocidas y pobladas de la provincia de Alicante estarán en muy poco tiempo controladas por inteligencia artificial. El Ayuntamiento de Benidorm va a instalar en los arenales de Poniente y el Mal Pas una veintena de cámaras con un software especial que permitirá controlar en tiempo real los accesos y aforos en cada zona.

El proyecto, que ahora está en fase de estudio de las ofertas presentadas, está incluido en el Plan de Sostenibilidad Turística DTI+ Seguro, y cuenta con un presupuesto de 145.000 euros, que además también permitirán instalar tres nuevos puntos para ofrecer wifi gratis en las playas.

La nueva red de cámaras inteligentes permitirá controlar el aforo a algunas de las zonas de alta afluencia turística de Benidorm a través de un software de conteo de personas y, a su vez, mejorar la movilidad de estas zonas de gran afluencia turística, al poder conocer en todo momento la cantidad de personas que hay en cada una de ellas y el estado de los accesos a la arena.

De este modo, la ciudad recuperará gracias a la inteligencia artificial el control de accesos y aforos que ya puso en marcha durante el primer año de pandemia, en este caso con personal que registraba el número de usuarios que accedían a cada una de las playas y que fue el primer conteo real que hasta ahora se ha hecho sobre los usuarios de las mismas. Entonces, aquellos controles, permitieron saber, por ejemplo, que el 15 de agosto de 2020 confluyeron en una sola jornada hasta 43.610 usuarios en las tres playas o que entre el 15 de junio y el 28 de agosto pasaron por ellas más de 1,8 millones de personas, a pesar de no ser un año especialmente bueno en términos turísticos debido a los efectos de la pandemia.

Playa del Mal Pas, donde se instalará otra cámara para controlar el número de bañistas que acceden en tiempo real. David Revenga

 “Como el primer destino turístico inteligente certificado del mundo, Benidorm está firmemente comprometido con seguir consolidándose como un modelo internacional de turismo inteligente, sostenible y seguro,” ha explicado el alcalde Toni Pérez. “Instalaremos 19 cámaras con inteligencia artificial en los accesos de la playa de Poniente y una en la playa de Mal Pas para poder controlar el aforo y así hacer una gestión precisa que nos ayude a seguir mejorado la movilidad de estas zonas de gran afluencia turística.” 

Seis meses de ejecución

La presentación de ofertas para esta licitación, que está dentro de la tercera actuación del Plan Benidorm DTI + seguro, que busca la transformación competitiva del sector turístico de Benidorm, ha acabado esta semana. Una vez finalice la adjudicación, el plazo estimado para la ejecución de este proyecto de transformación inteligente es de seis meses.

Esta actuación sigue la línea de sostenibilidad que Benidorm está intentando aplicar en todos los proyectos que está desarrollando en los últimos años. “Esta actuación, como las 19 que planteamos en el Plan de Sostenibilidad Turística, continua nuestro compromiso de hacer un Benidorm más accesible y sostenible a través de la planificación inteligente,” señala el alcalde.

El Plan Benidorm DTI + Seguro es una estrategia conjunta entre el Gobierno central, la Generalitat y el Ayuntamiento de Benidorm para "seguir avanzando en una gobernanza segura, sostenible e inteligente impulsando el sector turístico de Benidorm", como recuerdan desde el Consistorio. Con una inversión total de más de 2.950.000€, el Plan contempla 19 actuaciones agrupadas en cuatro ejes estratégicos: actuaciones en infraestructuras y equipamientos turísticos para mejorar la accesibilidad y la sostenibilidad; acciones para avanzar en la gestión, planificación inteligente y la diversificación de los productos turísticos; la transformación competitiva de la ciudad; y medidas para asegurar la seguridad higiénico-sanitaria.  

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats