Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

330 millones y 15 años de duración: Así es la macrocontrata de la basura que prepara el PP de Benidorm

El gobierno local desbloquea el proceso para adjudicar el servicio de recogida y limpieza viaria, que lleva caducado 4 años. El pliego prevé un incremento progresivo del coste anual, que llegará a duplicar el precio actual del servicio a partir del quinto año. Habrá incentivos para los vecinos y turistas que reciclen

Una trabajadora del servicio de recogida de basura y limpieza viaria de Benidorm, en una imagen reciente. El PP llevará este mes a pleno la aprobación del nuevo pliego. David Revenga

Después de cuatro años desde que venciera el anterior contrato y de renovar año a año un servicio que se presta en condiciones bastante precarias, el Ayuntamiento de Benidorm ha dado por fin el primer paso para desbloquear definitivamente la nueva macrocontrata de la basura.

Así al menos se desprende de la propuesta que el concejal de Limpieza Viaria, José Ramón González de Zárate, pretende elevar al próximo pleno ordinario del mes de julio, y que se dictaminará este lunes en comisión informativa, para aprobar los pliegos administrativos y de prescripciones técnicas y poder sacar a concurso de una vez por todas el servicio, que por ahora continúa gestionando Fomento de Construcciones y Contratas (FCC).

Aunque hasta ahora apenas se han ido dando pequeñas pinceladas de cómo será el nuevo contrato, el pliego de condiciones técnicas viene a corroborar dos cosas: que el contrato se encarecerá enormemente con respecto al servicio actual y que la aplicación de todos los nuevos requisitos técnicos tendrá que hacerse de manera progresiva, al incorporar infinidad de novedades en la prestación. 

Según la información a la que ha tenido acceso este diario, hay dos cifras que ya parecen claras: 330 y 15. La primera responde al coste que tendrá el contrato de recogida de basura y limpieza; concretamente, 299.291.064,72 euros, más otros 29.929.106,47 en concepto de IVA, lo que arroja una cantidad total de 329.220.171,47 euros.

Una ristra de contenedores y bolsas de basura en pleno centro de Benidorm. Desde hace meses, se estableció un sistema de "quita y pon" de cubos en algunas zonas del casco antiguo para evitar esta imagen las 24 horas del día. David Revenga

Además, el pliego establece la posibilidad de incrementar el precio hasta en 59,8 millones, el equivalente al 20% del precio inicial del contrato, en el caso de que hubiera que introducir modificaciones con las que mejorar la prestación del servicio.

La segunda de las cifras tiene que ver con la duración del mismo: 15 años, aunque en realidad serán 15+1, puesto que los doce meses inminentemente posteriores a la adjudicación se establecen como un «año de transición» para poder poner en marcha todos los requisitos que recoge el pliego

Incremento progresivo

Aunque esta nueva contrata elevará notablemente el precio del servicio de limpieza y recogida de basura, hasta llegar prácticamente a duplicar la cantidad que se abona ahora mismo a FCC, en torno a los 11 millones anuales, el pliego prevé que la nueva adjudicataria aplique este incremento de costes de manera progresiva: 9,9 millones IVA incluido en el año de «transición»; 15,3 millones el primer año; 16,8 el segundo; 18,3 el tercero; y 20 millones IVA incluido desde el quinto año en adelante, tal y como se recoge en el voluminoso expediente que acompaña la propuesta de González de Zárate.  

9,9 MILLONES

Coste del servicio en el llamado «año de transición»

La nueva empresa adjudicataria tendrá un año para empezar a implantar todos los requerimientos delpliego. En él, ingresará por el servicio 10 millones más IVA. 


20 MILLONES

Precio anual desde el quinto año en adelante

A partir del quinto año desde la adjudicación y hasta finalizar el contrato el precio se elevará a 20 millones más IVA al año, el doble que en la actualidad.

 

55%

Incentivos para reciclar

Entre los grandes retos del nuevo contrato está incrementar la recogida selectiva del 17% actual al 55% que exige la ley para 2025, incentivando a la población.

El gobierno local confía ahora en que la adjudicación de un nuevo contrato permita introducir importantes novedades con las que mejorar sustancialmente el servicio, actualmente uno de los más criticados por ciudadanos por la suciedad de las calles, que también aparece siempre entre los primeros motivos de queja por parte de los turistas que acuden a la ciudad. 

Aumentar la recogida selectiva: el gran reto

Entre los grandes retos que el nuevo pliego plantea, además de la renovación de toda la flota de camiones, contenedores y otro material, figura la adaptación de la recogida de residuos a la nueva legislación, que exige que en 2025 la recogida selectiva alcance al menos un 55% frente al 17% que registra Benidorm a día de hoy.

Conscientes de la dificultad de aplicar medidas para fomentar el reciclaje en una ciudad de estas características, con un elevadísimo índice de población flotante y en la que el turismo genera prácticamente el 60% de todos los residuos que se recogen, el Consistorio bonificará a los vecinos y visitantes que reciclen con una especie de tarjetas monedero, cuyo saldo se incrementará cada vez que depositen sus desechos en contenedores para la recogida selectiva y se podrá canjear en el comercio local o en servicios municipales, fomentando de este modo la economía circular.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats