Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Marzà obliga a los institutos a garantizar la presencia total «sin ninguna alternancia»

Padres de centros de las playas llevarán a sus hijos cada día a clase a las 8 de la mañana, «que es donde deben estar»

Padres de alumnos de institutos de la playa ante Educación. | ALEX DOMÍNGUEZ

Padres de alumnos de institutos de la playa ante Educación. | ALEX DOMÍNGUEZ

La totalidad de los institutos de Secundaria y Bachillerato, de Formación Profesional, de Escuelas de Idiomas, Centros de Adultos y los Conservatorios de Música, Danza y Escuelas de Arte están obligados el curso próximo a garantizar a todos los alumnos una enseñanza absolutamente presencial y «sin ningún tipo de alternancia», tal y como consta en las nuevas instrucciones para la organización del curso próximo que la Conselleria de Educación ha remitido a las direcciones de todos los centros educativos.

«Los centros deberán garantizar la presencialidad de todos los grupos de la totalidad del alumnado. La atención educativa para todo el alumnado será presencial total», tal y como concreta el documento que firma el secretario autonómico de Educación, Miguel Soler, número dos de la conselleria que dirige el conseller Vicent Marzá.

Así se lo hicieron saber también ayer desde la inspección educativa a los padres de alumnos de institutos de la zona de playas después de que registraran 500 firmas comprometiéndose a dejar a sus hijos el curso próximo a la puerta de los centros a las 8 de la mañana «porque es donde deben estar, y no en casa», como detallaron a este diario.

Sandra Díez, Ricardo Scott y Noemí Torres trasladan en nombre del resto de las familias la penosa situación que han arrastrado sus hijos este curso, con clases en días alternos, y que han conseguido salvar el curso tras haberse puesto de acuerdo varias familias en contratar un profesor a domicilio que reunía a varios de estos alumnos los días que no iban al instituto. «Una media de 1.000 euros que no todos se han podido permitir cuando se trata de una enseñanza obligatoria que es un derecho fundamental», argumenta Díez.

Estos padres, que han formado una plataforma para reivindicar la educación presencial, fueron informados por la inspección de que tanto los institutos Cabo Huertas como Playa de San Juan tendrán clases presenciales en horario de mañana para la totalidad del alumnado. Con respecto al Radio Exterior se están buscando espacios o la posibilidad de alguna nueva aula prefabricada para garantizar igualmente la clase diaria, antes de acudir a un horario de tarde que no gusta a las familias porque no favorece la conciliación.

Las propias instrucciones de Educación, obligatorias para todos los centros el curso próximo, señalan que, si no se puede garantizar la presencia de todo el alumnado en la misma franja horaria, «se deberá contemplar la posibilidad de organizar grupos en horario vespertino», pero siempre que esta nueva situación «se traslade a las familias en el plazo más breve posible», concluye el documento.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats