50%DTO ANUAL BLACK FRIDAY Información

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El tardeo llevado al arte

Un colectivo multidisciplinar reflexiona sobre este fenómeno de ocio en Alicante y su efecto en el entorno social y urbano

El tardeo llevado al arte

Si los peces hablaran del tardeo es el título del proyecto artístico seleccionado por la Plataforma Idensitat en el que un colectivo de cuatro personas trabajará mediante una residencia artística de octubre a diciembre en el centro cultural Las Cigarreras de Alicante.

Este colectivo multidisciplinar de actores, creadores y arquitectos está formado los alicantinos Pedro Granero, Carlos Pastor y David Vegara y la catalana Ona Beneït y su intención es reflexionar sobre la cultura del ocio y su influencia en el territorio a partir del fenómeno del tardeo alicantino, el nuevo ecosistema que genera en el barrio y su vinculación con el propio ecosistema de los peces del acuario de la Plaza Nueva.

Todo ello a través del arte -futuras performance, teatro o instalaciones- y bajo el paraguas de la convocatoria Estéticas Transversales-Ecosistemas del Ocio que lleva a cabo la plataforma Idensitat con el apoyo del Consorcio de Museos de la Comunidad Valenciana, dentro del proyecto global Cultura Resident iniciado el pasado año por el Consorcio.

Idensitat es un programa de carácter estatal en el que también participan las comunidades de Navarra y Cataluña. Esta plataforma elige ciudades medianas donde generar acciones que incidan sobre el territorio mediante procesos creativos que, además de Alicante, también se desarrollarán en Castellón y en València en enero de 2019. Los tres proyectos llevan aparejados una segunda parte en colaboración con las universidades, en el caso de Alicante con el área de Proyectos Arquitectónicos de la Universidad de Alicante y la Escuela Politécnica Superior.

Si los peces hablaran del tardeo -elegido entre 72 propuestas- aborda la transformación social que implica el nuevo ocio de bares y terrazas popularizado en Alicante, unido a la potencialidad artística de un acuario que dejará de serlo tras la muerte de peces.

«Nos interesa trabajar sobre lo que implica este fenómeno del tardeo a nivel urbano en el barrio, culturalmente (el cambio en el horario de actividades), comercial y económicamente», explica Pedro Granero, portavoz del colectivo, que añade que «lo vincularemos desde una perspectiva artística con el acuario, que también tiene su propio ecosistema de flujos de peces, de diversidad, sostenibilidad o habitabilidad».

Los dos elementos -tardeo y acuario- «hablan del modelo de ciudad en Alicante, con polémicas candentes, e intentaremos trazar paralelismos, aunque el acuario sea una metáfora para hablar de los cambios que produce esta nueva forma de ocio», aclara Granero, quien apunta que la pecera «tiene algo de exposición, de muestra y de espectáculo».

Los posibles resultados de esta reflexión pasan por realizar performances, instalaciones, dispositivos teatrales o materiales pedagógicos «pero la perspectiva está abierta y partimos de una vocación popular, la gente va a poder participar, ya que contactaremos con vecinos, ecologistas o comerciantes».

El resultado final se desarrollará en las últimas sesiones de la residencia artística, que incluye una partida económica para su producción, y el colectivo confía en que el espectáculo final sea «interesante y resulte útil a la ciudadanía».

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats