Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Mateo Darrán resucita a Charles Bukowski

El escritor centra en la figura del irreverente autor su segunda novela, que se presenta mañana, a las 18 horas, en el canal de Youtube de Aguas de Alicante

Mateo Darrán.

Mateo Darrán.

Ha querido revivir a Charles Bukowski. O al menos su espíritu, porque «es un tipo provocador, irreverente, incómodo, y en estos momentos hay que reivindicar a este tipo de personas». Partiendo de esta premisa y de su admiración por la literatura del máximo representante del llamado realismo sucio, Mateo Darrán ha construído una novela en la que la sombra de Bukowski se filtra entre las líneas. Para convertirse en un personaje más sin estar -o sin saber si está o no-; para recoger su estilo y para que algunos de sus poemas den título a los capítulos de la novela.

«A parte del título y los capítulos hay un homenaje al escritor porque el personaje es muy bukowskiano y la ambientación también», asegura el autor de Ontinyent afincado en Alicante, que tras publicar su primera novela, El horror, la chica y Marlon Brando, firma ahora Toda la verdad sobre Charles Bukowski, que se presenta mañana online desde la librería 80 Mundos, a las 18 horas, en el canal de Youtube de Aguas de Alicante, con la intervención de Martín Sanz.

El protagonista de esta novela es un tipo «normal» que se ve envuelto por error en una investigación muy absurda que le lleva a creer que el famoso escritor no ha muerto sino que ha fingido su muerte. A partir de ahí, crea una historia «gamberra y divertida», llena de humor negro y sarcasmo. «La historia surge de un relato que escribí y le di a leer al músico Juan Lledó; había un personaje que planteaba esa idea y él me dijo que se había quedado con ganas de más».

Así empezó esta aventura literaria sobre Bukowski, autor al que descubrió cuando rondaba los 40. «De alguna manera me enorgullezco de que sea así porque me ha dado la posibilidad de no quedarme en la superficie», destaca. «Si lo descubres a los 20 te quedas en los excesos del personaje, mientras que en una edad madura ves que bajo es superficie del personaje que él ha creado hay buena literatura y un análisis muy profundo de la sociedad, sobre todo, dando el punto de vista de los perdedores».

Asegura Darrán que poco tiene que ver esta segunda novela con la primera. «En la anterior estaba buscando mi línea narrativa y estaba escrita en tercera persona, con un transfondo de novela negra; esta está escrita de forma diferente, he encontrado más mi voz narrativa, está escrita en primera persona y busca esa aparente sencillez que tienen los libros de Charles Bukowski, siguiendo un poco su estilo, de forma directa, pero no exento a veces de lirismo».

Humor negro y sarcasmo gravitan por toda la novela, casi sin proponérselo. «No es una novela de humor; busca dos objetivos, eso sí: entretener y divertir, pero también tiene, a parte del homenaje a Bukowski, el de hacer un alegato contra los convencionalismos, contra la rutina, es en realidad una invitación a salirse de esos márgenes», apunta el autor que también ha desarrollado una actividad artística en torno al teatro y la música, como actor y cantautor.

«Hay un mensaje subyacente a parte de una simple novela de humor, algo que yo no buscaba, aunque hay situaciones en las que es divertida; me ha salido así». Pero, sobre todo, Mateo Darrán, cree que es «gamberra», en el sentido de «salirse de lo convencional, de los límites, que es lo que hace el personaje de la novela».

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats