Se trataba de adaptar una marca de más de 300 años de historia, turrones El lobo, a los códigos visuales actuales. Lo ha hecho la agencia alicantina Utopicum. Un proceso «largo» y también un reto que ha dado sus frutos. La semana pasada, se alzaba con el Grand Laus, convirtiéndose en la primera agencia alicantina en conseguir este galardón de máxima excelencia, otorgado dentro de los Premios ADG Laus de Diseño Gráfico y Comunicación Visual, al que han concurrido 1.200 proyectos.

«Es una propuesta gráfica alejada de lo tradicional porque innovamos en muchos aspectos la imagen del producto y lo hemos llevado a los códigos más actuales del diseño gráfico» asegura Willy Villanueva, director de Arte de Utopicum.

La agencia ha ganado también dos Laus de bronce por trabajos para Carrascas y Beautifood.