Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Dos mujeres protagonizan el nuevo «domestic noir» de la alicantina Paz Castelló

"Ninguna de nosotras tendrá compasión", ambientada en Alicante, es la quinta novela de la autora, que firma ejemplares el 23 de abril en la Casa del Libro

Paz Castelló, en la Explanada de Alicante, con su novela.

Paz Castelló, en la Explanada de Alicante, con su novela.

«Me apetecía mucho que fueran dos mujeres las protagonistas. Mi literatura siempre ha estado marcada por una línea feminista y de reflexión sobre la situación de las mujeres y quería ir un paso más allá», apunta la escritora alicantina Paz Castelló (Novelda, 1970) sobre la historia de sororidad, o de relación entre dos mujeres en lucha por su empoderamiento, enmarcada en su nuevo thriller literario, Ninguna de nosotras tendrá compasión, editada por Ediciones B, sello de Penguin Random House, ya en las librerías.

La novela, la quinta que publica en clave de domestic noir, está protagonizada por dos mujeres muy distintas -Camila, bibliotecaria de 45 años, y Nora, estudiante de arte de 25-, «de generaciones diferentes y de mundos casi opuestos que se encuentran en un objetivo común de venganza y, juntas, despiertan de sus encierros personales», explica la autora, que añade que ambas han sido dañadas por hombres en el pasado y deciden tomar las riendas de su vida, «dar un puñetazo en la mesa y escribir su propia historia».

El libro viene envuelto en una faja que lanza al lector una pregunta en voz alta: «¿Alguna vez has pensado en matar a alquien?». Bajo esta premisa se desarrolla la trama en la que las dos mujeres se verán envueltas en una red de mentiras, estafas y amenazas que les demostrarán su fortaleza.

«Más que novela negra, porque no hay un crimen y una investigación policial en sentido estricto, lo mío es un thriller psicológico, que lo enmarcan en el domestic noir porque hay una historia de intriga o de misterio que le puede ocurrir a cualquier persona», indica Castelló. Esa cercanía con los personajes es una máxima que se encuentra en todas sus novelas «porque es una forma de que los lectores se sientan identificados con los protagonistas de la historia». Además, es la primera vez que ambienta en Alicante una novela.

Sobre la pregunta escrita en la faja del libro, la escritora aclara entre risas que «no invito a nadie a que mate a nadie, ni a que se vengue», sino que plantea una reflexión «sobre la venganza o el ansia de venganza, que es un sentimiento muy primitivo en el ser humano, y que aflora cuando el sistema establecido no nos satisface o no nos da respuesta. Me interesa mucho la psicología, qué pasa por nuestra cabeza para llegar a cometer un crimen». Ella, que ya no lleva la cuenta de los muertos que lleva a sus espaldas en la ficción, recuerda la frase de un profesor en su primera clase de Derecho: «El pensamiento no delinque».

Cinco novelas en once años

La escritora, que debutó en la literatura en 2009 con La muerte del 9, al que siguieron Mi nombre escrito en la puerta de un váter, La llave 104 y Dieciocho meses y un día, cree que su nueva novela es «la más redonda», ya que contrapone el amor a la parte perversa de la historia «y el amor tiene tanta fuerza como el odio, y a veces es lo único que te salva del resentimiento».

Paz Castelló ya escribe nuevas historias -«no puedo parar, esto es una droga», admite- sin abandonar el género «porque no se me da mal, le voy cogiendo el punto», apunta, tras indicar que ha terminada una novela juvenil y pronto escribirá teatro. «Tengo overbooking de ideas, no temo al folio en blanco», bromea. El próximo 23 de abril firmará ejemplares en la Casa del Libro de Alicante.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats