Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Alicante abre las puertas al cine

La XVIII edición del festival cinematográfico homenajea a Inma Cuesta con el premio Ciudad de Alicante; a Kiti Mánver, con el de Honor y a la cineasta Isabel Coixet con el Lucentum - La ceremonia inaugural da paso a una semana repleta de proyecciones

45

18 Festival de Internacional Cine de Alicante HÉCTOR FUENTES

El Festival de Cine de Alicante alcanza la mayoría de edad. La gala de apertura de la XVIII edición del festival cinematográfico homenajeó ayer a las actrices Inma Cuesta y Kiti Mánver, y a la cineasta Isabel Coixet. El Auditorio de la Diputación (ADDA) fue el lugar que acogió la ceremonia, desde la que se dio el pistoletazo de salida en la ciudad a una semana con decenas de proyecciones de las obras a concurso, un reencuentro a lo grande con las salas que cobijan al séptimo arte dentro de la situación actual.

La cita es toda una superviviente de la pandemia. El año pasado, aunque en fechas cambiadas, se logró realizar, y en esta ocasión, aunque con distancias y el resto de medidas, también se han podido repartir los premios. Una edición más, el ya clásico festival se inicia con grandes homenajes.

El primero de tres galardones, el premio Ciudad de Alicante, cayó en las manos de la actriz Inma Cuesta. Se lo entregó una emocionada Nuria Gago, con quien coincidió en Primos. «Saber que ella está al otro lado es una especie de superpoder», apuntó Gago antes de destacar su valentía y compromiso. Este galardón reconoce la trayectoria de jóvenes actores y actrices del panorama nacional.

«De repente me vienen a la mente todas las personas con las que he trabajado», señaló Cuesta ya en el escenario del ADDA. Con todos ellos es con quienes quiso compartir el premio. La valenciana explicó que se sentía doblemente premiada por compartir protagonismo con, entre otras, Kiti Mánver.

Mánver, con una larga trayectoria tanto en la gran pantalla como en el teatro, recibió el Premio de Honor. Se lo entregaron los directores Bernabé Rico y Juan Carlos Rubio, quienes confesaron verse ante un problema de respuesta duplicada ante la pregunta «¿usted prefiere hacer películas con los mejores actores posibles o con sus mejores amigos?».  

«A mí me sorprende muchísimo que me vayáis a dar un premio de honor cuando la mayoría de mis personajes son de reparto. Yo soy mucho lo que los periodistas suelen llamar ‘la eterna secundaria’», apuntó, entre bromas, una humilde Mánver. 

La actriz recordó las entrevistas tras su papel en la película El Inconveniente, la sexta obra en la que hacía de protagonista. «De 20 entrevistas, en 15 o 16 me decían ‘¿tú, que eres la eterna secundaria...?’». La malagueña agradeció el reconocimiento a Alicante por apostar por la cultura «en estos momentos tan difíciles y que tanto han golpeado a nuestros compañeros».

Pedro Casablanc, que recibió el Premio de Honor del Festival en la última edición, presentó a la que, en esta ocasión, ha recibido el reconocimiento por su trabajo de directora con un largo recorrido en el mundo cinematográfico. «Decir algo inteligente sobre Isabel es muy difícil», señaló Casablanc.

Isabel Coixet recibió así el Premio Lucentum. La directora, con su última película Nieva en Benidorm, recordó una anécdota machista que su abuela le contaba cuando ella era solo una niña para posteriormente manifestar la alegría que le suponía que los premios honoríficos cayeran en tres mujeres. «Yo grabo películas. La vida no es tan mala como parece», subrayó como su gran suerte.

Vicente Seva, director del Festival de Cine de Alicante, agradeció el apoyo de todos los profesionales y celebró la cita como un «reencuentro de la cultura». Julia Parra, vicepresidenta de la Diputación, destacó ayer en el ADDA la importancia de iniciativas como esta para «devolver al cine el protagonismo que se merece», y el alcalde de Alicante, Luis Barcala, señaló que el festival es una «seña de identidad» de la que se habla fuera de la ciudad.

El encuentro estuvo dirigido por un muy acertado Luis Larrodera, todo un clásico de esta cita. El presentador se apoyó en la música del grupo alicantino Mailers, cuyos temas sonaron en distintos momentos del acto.

Esta ceremonia de inauguración da paso a una semana repleta de cine, con la proyección de ocho largometrajes y piezas de un total de 22 países.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats