Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Manzanares y El Juli abren mano a mano la Feria de San Juan en homenaje al maestro

El primer festejo, con ganado de Garcigrande, irá acompañado de diversos actos conmemorativos del 50 aniversario de alternativa del diestro alicantino

José María Manzanares y El Juli. | RAFA ARJONES

Cincuenta años se cumplen hoy desde que José María Manzanares recibiera el doctorado de manos de Luis Miguel Dominguín en presencia de Santiago Martín El Viti. Era la tarde del 24 de junio de 1971 y se lidiaban astados de Atanasio Fernández. Al de la alternativa, Rayito de nombre, brindado a su padre Pepe, le cortó el toricantano las dos orejas y el rabo, mientras que en el sexto nada pudo hacer por la nula condición del animal. Treinta y cuatro años después sería su vástago, de idéntico nombre y apodo, quien ascendería al escalafón de matadores de manos de Enrique Ponce y con Francisco Rivera Ordóñez de testigo. En la tarde de hoy, el hijo predilecto celebrará el quincuagésimo aniversario del llorado padre, que perdía la vida con 61 años el 28 de octubre de 2014.

La totalidad de la feria ha sido confeccionada por la empresa Eventos Mare Nostrum en torno a tan redonda fecha y a la conmemoración de un momento tan destacado en la intrahistoria taurina de la terreta. Para recuerdo tan especial ha configurado un cartel igualmente especial en el que confluyen José Mari Manzanares, el torero alicantino más importante que ha dado el actual siglo a la fiesta taurina, y Julián López El Juli, uno de los ahijados del llorado maestro que mayor proyección ha tenido en los últimos veinte años, dominador de todas las suertes e incansable luchador por el trono del toreo.

Manzanares y El Juli abren mano a mano la Feria de San Juan en homenaje al maestro | INFORMACIÓN

Manzanares cedió las trastos de matador de toros al madrileño el 18 de septiembre de 1998 en Nimes, y desde entonces El Juli ha estado entre los mandones del escalafón superior. El mano a mano supone una reedición del que ya libraran el 19 de junio de 2010 en este mismo ruedo, pero ante astados de Zalduendo. La caída del cartel de Julio Aparicio, cogido en Madrid poco antes, propició en encuentro a dos, que se saldó entonces con cuatro orejas para el madrileño y tres para el alicantino.

Los aficionados podrán deleitarse de nuevo con la rivalidad entre ambos diestros ante astados de Garcigrande, uno de los hierros que goza de mayor reconocimiento en la actual cabaña brava. Ambos espadas, además, han conseguido sonados triunfos con él a lo largo de sus dilatadas trayectorias. Y la tarde contará con la tradicional merienda, como debe ser, una vez las autoridades han confirmado esta posibilidad para los asistentes, siempre manteniendo las normas de seguridad.

Los reconocimientos al aniversario manzanarista tendrán sus prolegómenos al finalizar el paseíllo con la entrega de diferentes placas conmemorativas, entre las cuales figurará una que el alcalde Luis Barcala entregará a la familia del torero. Además, diversas exposiciones se podrán ver tanto en los pasillos como en el callejón del coso alicantino, y a las 22.30 se proyectará un vídeo-mapping conmemorativo sobre la fachada de la plaza de toros.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats