Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Generalitat se planta por el bloqueo del Principal y pide una reunión a Barcala

El departamento de Marzà envía una carta al alcalde de Alicante para que se convoque una junta general extraordinaria y solucionar el tema de la deuda del teatro y la elección de director artístico

Interior del Teatro Principal de Alicante. |

La Generalitat Valenciana ha vuelto a mover ficha ante el bloqueo en el que se encuentra el Teatro Principal de Alicante y ha remitido una carta desde la Conselleria de Cultura al alcalde de la ciudad, Luis Barcala, pidiendo una junta general extraordinaria para abordar esta situación que sigue sin solución desde diciembre de 2018. En esa fecha, el gobierno valenciano ingresó los 3 millones de euros con los que adquiría el 29% de las cuotas de participación del coliseo para convertirse en propietario junto al Ayuntamiento de Alicante y el Banco Sabadell.

Con esa cantidad, el teatro debía cancelar su deuda acumulada que asciende a 900.000 euros y también acometer la rehabilitación integral del edificio. Sin embargo, por un problema en la redacción del acuerdo, el ayuntamiento, como receptor de la mitad de la cantidad entregada por la Generalitat, no puede destinar esa partida a eliminar los números rojos del teatro.

En estos años, sin embargo, nada ha cambiado. Por ello, la Generalitat pide que el alcalde que convoque una reunión para abordar tres puntos. La aprobación de la aportación anual de cada propietario (ahora en 140.000 euros), plantear una solución a la deuda pendiente del teatro «y tomar una decisión al respecto», y aprobar la programación del teatro.

Además, añade el escrito, pide «el estudio y aprobación de las bases del concurso para la dirección artística». Recuerda en el texto que en la sesión del consejo de gobierno del 25 de abril de 1019 «se planteó la posibilidad de crear la figura de un nuevo puesto encargado de la dirección artística del teatro, independientemente del gerente». Una decisión que debe adoptarse por el órgano de gobierno superior de la comunidad de propietarios, «por lo que se solicita su inclusión en el orden del día de la reunión extraordinaria».

Esperando respuesta

La última junta general y consejo de gobierno se celebró en octubre de 2020. Entonces, el alcalde se comprometió a que antes de fin de año se daría una solución y para ello anunció que iba a encargar un informe a servicios jurídicos sobre la situación. Para sacar la plaza de director del teatro, el primer edil emplazó a los otros propietarios a una reunión en noviembre de ese año. Nada se ha sabido desde entonces ni de una cosa ni de la otra.

En abril de este año, la secretaria autonómica de Cultura, Raquel Tamarit, aprovechó un viaje a Alicante para reunirse con el concejal de Cultura, Antonio Manresa, y trasladarle la necesidad de convocar esa junta general, pero tampoco ha obtenido respuesta hasta el momento.

Además, los representantes de la Generalitat han dejado claro en varias ocasiones que están dispuestos a aumentar la cuota anual para conseguir incrementar la programación y la diversidad en las propuestas.

La carta recuerda que, según la ley de Propiedad Horizontal, «la junta de propietarios se reunirá una vez al año para aprobar presupuestos y cuentas, y en las ocasiones que lo considere conveniente el presidente o lo pida la cuarta parte de los propietarios o un número que represente al menos el 25% de las cuotas de participación».

El escrito está firmado por la secretaria autonómica de Cultura, Raquel Tamarit; la subsecretaria de la Conselleria de Cultura, Eva Coscolla Grau; el director del Institut Valencià de Cultura, Abel Guarinos; el director adjunto de Artes Escénicas del IVC, Roberto García, y la directora territorial del IVC en Alicante, Alicia Garijo.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats