Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Diez cosas que los Emmy 2021 no deberían olvidar

Recordamos algunos de los títulos y nombres propios que deberían sonar en el anuncio de las nominaciones a los Emmy de este martes

Diez cosas que los Emmy 2021 no deberían olvidar.

Diez cosas que los Emmy 2021 no deberían olvidar.

Esto de los premios, en un sentido artístico, quizá no importe, pero importa a la hora de que los artistas puedan tener la mejor carrera. Por eso algunos todavía nos alegramos cuando los buenos son nominados y, además, acaban ganando. Aquí una pequeña lista de deseos: títulos y nombres propios que deberían sonar en el anuncio de las nominaciones a los Emmy de este martes. Cruzamos los dedos.

Un drama: 'The Crown' 

Bueno, tampoco es que se vayan a olvidar de esta serie: el año pasado le cayeron hasta trece nominaciones. Su quinta temporada, también conocida como 'El show de Diana y Carlos', ha sido además una de las mejores. El equipo liderado por Peter Morgan abordaba en toda su complejidad la transición de Diana Spencer (revelación Emma Corrin) de adolescente a princesa real, o sus rifirrafes con un marido enamorado de otra mujer. Ahora mismo es la favorita a mejor serie dramática en las predicciones de 'Variety', desde donde nos recuerdan su gran paso por el circuito de premios: máximos galardones en los Critics Choice, los Globos de Oro y los SAG. 

Una comedia: 'Mythic Quest' 

Aunque se hable mucho más de 'Ted Lasso', la otra comedia emblemática de Apple TV+ es todavía mejor. Esta inmersión en los interiores de una compañía de videojuegos, MQ Studios, se ha convertido en tiempo récord en un clásico de la comedia laboral, o “muchas personas atrapadas en un mismo sitio, teniendo que aguantarse unas a otras”, como nos describía el subgénero en estas páginas Rob McElhenney (cocreador y protagonista). En la segunda temporada hemos visto cómo el equipo afrontaba otra expansión de contenido (no sin dificultades, eso por supuesto) y conocido más a fondo el pasado del escritor de fantasía C.W. Longbottom. 

Una actriz principal de drama: Uzo Aduba 

Uzo Aduba en la nueva 'En terapia'. HBO

En su tardía cuarta temporada, la mítica serie de HBO 'En terapia' ya no está protagonizada por Gabriel Byrne, sino por una torrencial Aduba. La actriz ya había trabajado en historias sobre salud mental (recordemos a su Crazy Eyes de 'Orange is the new black'), pero aquí ella no es paciente, sino guía. "Tener a alguien como Uzo Aduba al frente del reparto, en el papel de la Dra. Brooke Taylor, nos permitía una óptica diferente. También nos servía para ayudar a abrir la idea de qué aspecto tiene un terapeuta y de quién tiene o debería tener acceso a terapia", nos explicó el co-showrunner Joshua Allen.

Un actor principal de drama: Jack Dylan Grazer

Después de dar vida al joven Eddie Kaspbrak del díptico 'It' y antes de poner voz al Alberto de 'Luca', el prometedor actor fue adolescente rebelde en 'We are who we are', otro brillante relato iniciático de Luca Guadagnino tras 'Call me by your name'. En la serie, su personaje, Fraser, no lleva demasiado bien lo de mudarse de Nueva York a una base militar de Veneto por el trabajo de sus dos madres, la recién elegida comandante Sarah (Chloë Sevigny) y la médica Maggie (Alice Braga). Pero no todo está mal: le fascina Caitlin (Jordan Kristine Seamón), tan abstraída en su propio mundo como él. Grazer tenía momentos de visceralidad 'cassavettiana'. 

Una actriz principal de comedia: Kaley Cuoco

Kaley Cuoco, antigua Penny Hofstadter, podría haber vivido de 'Big bang' toda su vida (sigue cobrando una porción anual de los ingresos por reposiciones), pero prefirió construirse una serie y un personaje a medida. 'The flight attendant', producida por ella misma, es un thriller cómico sobre una azafata de vuelo metida sin querer en un misterio de asesinato: ¿uno cometido por ella misma? Lo mejor de la serie es, sin duda, Cuoco, capaz de pasar del perfecto timing cómico al shock dramático en una milésima de segundo. 

Un actor principal de comedia: Jason Sudeikis 

Los Globos de Oro ya supieron reconocer (no todo lo hacen mal) el pequeño fenómeno 'Ted Lasso' dando el premio de mejor actor de comedia a Jason Sudeikis, secreto (nada secreto) del éxito de la serie. El exclásico de 'Saturday night live' divierte y conmueve, e incluso inspira, como ese entrenador de fútbol americano universitario de Kansas que pasa a entrenar a un equipo de la Premier League británica. En el año de algidez de la pandemia, este hombre inspirador fue 'coach' no solo del AFC Richmond, sino de todos nosotros. Te queremos, Ted. 

Una miniserie: 'Podría destruirte'

Algunos se llevaron las manos a la cabeza cuando los Emmy no reconocieron 'Podría destruirte' el año pasado, pero es que la serie se estrenó fuera del plazo de elegibilidad: una semana después, para ser precisos. (No, no, en los Globos de Oro no estuvo nominada porque los Globos son así). Este año, más todavía tras su triunfo en los BAFTA televisivos (mejor serie y mejor actriz protagonista), está llamada a hacer ruido en las nominaciones. Su creadora, Michaela Coel, lo merece todo: ha partido de un suceso personal para elaborar una reflexión de alcance universal sobre violación, trauma y curación o casi. 

Una actriz principal de miniserie: Kate Winslet 

Casi diez años después de 'Mildred Pierce', Kate Winslet ha vuelto a HBO con otro personaje de tres y seis dimensiones, el de Mare Sheehan, detective de policía de Pennsylvania que trata de resolver crímenes mientras lidia con una tragedia del pasado que sigue demasiado presente. Todo es perfecto en su interpretación: del acento del condado de Delaware a su lenguaje corporal, pasando por esa mirada solo en apariencia apagada. Piensas en Mare y lloras.  

Un actor principal de miniserie: Ewan McGregor

Ewan McGregor en 'Halston'.

Hacía tiempo que no veíamos a McGregor hacer en un solo papel todo de lo que es capaz: la ofensiva de encanto; la visceralidad dramática, o el decirlo todo, a veces, sin hacer casi nada. Está realmente hipnótico como el diseñador Roy Halston Frowick, objeto de un 'bio-show' con peor prensa de la merecida.

Una banda sonora: 'El ferrocarril subterráneo'

En la escalofriante pero, al final, regeneradora 'El ferrocarril subterráneo', el director Barry Jenkins y el compositor Nicholas Britell consolidan una relación creativa que ya empieza a sonar icónica. Este debe ser su trabajo más experimental, que ya es decir: paisajes sonoros inspirados por el sonido de las cigarras o la crepitación del fuego. Muchos paisajes, por cierto: cada estado visitado por la heroína, Cora (Thuso Mdube), debía tener su propio estilo musical. Es lo que se llama tour de force. 

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats