Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cine que se come con los ojos

Gastro Cinema se convierte en festival y combinará la proyección de películas de temática culinaria con degustación de productos con denominación de origen de la provincia uEl certamen realizará un concurso de cortos y se celebrará del 25 al 30 de octubre

Presentación del cartel de Gastro Cinema, con Vicente Seva, Julia Parra y Javier Crespo

Presentación del cartel de Gastro Cinema, con Vicente Seva, Julia Parra y Javier Crespo

Después de dos ediciones incluida como sección del Festival de Cine de Alicante, Gastro Cinema se independiza y se erige como un festival propio que celebrará su primera edición del 25 al 30 de octubre en Alicante. En una provincia con 16 estrellas Michelin distribuidas en una docena de restaurantes y rica en productos con denominación de origen, hablar de cine vinculado a la gastronomía no debe resultar extraño y combinar la proyección de películas de temática culinaria con la degustación de productos de la tierra es el objetivo principal de esta iniciativa.

Aunque el programa completo aún no se ha cerrado, ni su ubicación, que se presentará en un par de semanas, el director del Festival de Cine de Alicante y de Gastro Cinema, Vicente Seva, indicó que cada día se proyectará una película, documental o de ficción, además de cortometrajes que irán acompañadas con catas para degustación del público.

Entre ellas, se proyectará la película Moros y Cristianos, de Luis García Berlanga, comedia que cuenta el viaje a Madrid de una familia de turroneros y rodada parcialmente en Xixona, que irá seguida de presentación de turrones de Alicante y Xixona. También se exhibirá la cinta británica Chocolat, de Lasse Hallström, con Juliette Binoche, tras la cual habrá una cata de chocolates de La Vila Joiosa.

«Queremos dar a la gastronomía en el cine el protagonismo que se merece», indicó ayer Seva, que apuntó que la cocina adquiere cada vez más importancia en proyectos de cine documental y son habituales en los últimos años las secciones dedicadas al cine gastronómico en festivales como San Sebastián o Málaga. El de Alicante premió en las dos ediciones anteriores a los cocineros Kiko Moya y Susi Díaz.  

Gastro Cinema contará también con un concurso de cortometrajes con temática gastronómica. Hasta el momento se han presentado medio centenar de trabajos, de los que se proyectarán una docena. 

También se ofrecerá una sección dedicada al público infantil (Gastronomía Kids) y otras dedicadas a arroces de cine, cócteles nocturnos y productos de DO.

Esta es una ocasión de «ver el cine desde otra óptica», apuntó la vicepresidenta de la Diputación, Julia Parra, al tiempo que de profundizar, de la mano de figuras del mundo culinario, en maridajes relacionados con las proyecciones, ya que los asistentes podrán degustar vinos de la provincia, quesos, uva embolsada del Vinalopó o mermeladas de Monforte del Cid, entre otros, destacó.  

El festival presentó ayer el cartel encargado al artista alicantino Javier Crespo, que ha fundido cine y gastronomía en una olla que simula una claqueta de cine con elementos significativos de la ciudad como la Explanada sobre la palabra «Alicante» simulando el fuego que calienta esa olla.

«Alicante es fuego, el fuego de sus cocinas y de sus Hogueras, una olla a presión que calienta la ciudad de la que sale humo en forma de sopa de letras» , explicó Crespo, dedicado al diseño de marca, la ilustración o la dirección artística en proyectos de cine (fue responsable de la dirección artística de la película de Garci El crack cero) y diseñó el cartel del Festival de Cine de Alicante en la edición número 13, en el año 2016.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats