Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Remontada del CBM Elche para defender la sexta posición (25-26)

Las franjiverdes vencen en Valladolid con un gol de Duque con el tiempo cumplido en un partido en el que llegaron a perder por siete

Bernabé defiende un lanzamiento de González CBM Elche

Aún queda espacio para la épica en la temporada de las «guerreras franjiverdes». Cuando el curso toca a su fin y los éxitos de la Copa de la Reina, la Supercopa y la competición europea pueden ir cogiendo polvo en la sala de recuerdos, el alma de un equipo volvió a emerger. Pocos lo esperaban, pero da la sensación de que este CBM Elche puede perder jugadoras, por dinero o por lesiones, pero no su esencia. La de un equipo competitivo, con orgullo y sin ganas de que se deje de hablar de ellas.

La crónica de este partido tendría que haber empezado con una idea que posiblemente no deje de ser cierta, la de que a las ilicitanas se les está haciendo larga, casi eterna, la temporada. En Valladolid tocaba la antepenúltima batalla con un premio aparentemente menor (el sexto puesto en Liga, solo daría derecho a Europa en caso de invitaciones o renuncias) para lo que se está acostumbrando el colmillo de las guerreras. Y así, entre pérdidas de balón y desconcierto en ambas áreas, al Elche se le fue yendo el partido. Cuatro goles, cinco goles, un amago de reacción entre el final del primer tiempo y el inicio del segundo. Seis goles, siete goles. El marcador reflejaba unos números imposibles de levantar: 21-14, minuto 42.

Todo parecía abocado a ceder la sexta plaza al Aula Valladolid, incluso el «goal average» particular (las ilicitanas habían ganado de cinco en la ida). Por ahí comenzó el ejercicio de remontada franjiverde. Lo mejor era resetear, olvidar todo lo que había ocurrido en tres cuartos de hora con muy poca garra, fe ni espíritu de lucha. En fin, 45 minutos sin el alma del CBM Elche.

Del 21-14 al 25-26

Hasta ese momento, las jugadoras de Rocamora habían coleccionado una ingente cantidad de pérdidas de balón y alguna acción que evidenciaba algún tipo de desconexión durante el primer tiempo. Las franjiverdes llegaron a concatenar dos exclusiones absurdas, una tras marcar un gol por invadir el círculo central al regresar a zona defensiva y otra por un error a la hora de realizar un cambio. Casi nadie creía en ellas, pero entonces Valladolid empezó a pensar demasiado.

Al descanso, las ilicitanas ya pudieron irse solo tres abajo tras verse con siete de desventaja (11-4, min.16). Lo evitó Guerra, la guardameta local, al detenerle un lanzamiento de siete metros a Bernabé con el tiempo ya cumplido. Pocos podían pensar que la escena se repetiría también al final del segundo acto con un resultado completamente diferente.

Nicole Morales trata de detener un ataque del Valladolid CBM Elche

Nuevamente siete abajo (21-14, min.42), Nicole Morales empezó a parar. Y de qué manera. Desde la defensa, como siempre ha hecho este equipo, el CBM Elche primero recuperó el «average» y luego acabó remontando a un Valladolid tan hundido como incrédulo. Y eso que las franjiverdes también repitieron acciones para el olvido, como dos pérdidas en superioridad cuando buscaban ponerse a un gol.

Aula Valladolid no mató el partido y se descentró. Rocamora ordenó hacer pensar a So Delgado, fichaje franjiverde para la próxima campaña que dejó pocos detalles en el partido, y el plan salió redondo. Bolling puso el 24-23 y Duque el 24-24. Quedaban dos minutos y pese al octavo tanto de Elba Álvarez (25-24, min.59), Nuria Andreu empató nuevamente la contienda.

Apenas restaban 22 segundos y Valladolid tenía la última posesión. Tocaba defender el empate. Una vez más, pocos creían en lo que hizo realidad el CBM Elche. El equipo para el que no parece existir la palabra imposible. Las ilicitanas recuperaron el balón y lanzaron un contragolpe con ocho segundos por jugarse. Duque entró con todo y se topó con Guerra... y con una defensa en zona interior. Siete metros. Esta vez, la propia Duque no falló con el tiempo cumplido y completó el ejercicio de resistencia, fe y profesionalidad que no valdrá un título, pero que hace aún más grande el alma de este equipo.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats