Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Estreno reivindicativo de Carlos Baño: pide un plan de rescate para el comercio

El conseller de Economía promete apoyo en un segundo Plan Resistir

17

Estreno reivindicativo de Carlos Baño: pide un plan de rescate para el comercio PILAR CORTÉS

Carlos Baño tomaba posesión de la presidencia de la Federación Alicantina de Comercio (Facpyme), y lo hizo mostrando un firme espíritu reivindicativo. El también CEO de Tescoma y vicepresidente de la Cámara de Comercio reclamó un plan de rescate para salvar al sector del impacto de la pandemia, en el que se incluyan ayudas directas y rebajas fiscales. El conseller de Economía, Rafa Climent, recogió el guante, comprometiendo el apoyo de la Generalitat a través de un segundo Plan Resistir, financiado con los fondos anunciados por el Gobierno central.

El Auditorio de la Diputación de Alicante (ADDA) fue el escenario elegido para acoger la asamblea en la que Cartos Baño fue proclamado presidente de Facpyme, tras ser la suya la única candidatura presentada a tal efecto. A la cita acudieron el conseller de Economía, Rafa Climent; el presidente de la Diputación, Carlos Mazón; y el alcalde de la ciudad, Luis Barcala, junto a regidores de otros municipios de la provincia. También asistieron el presidente de la Confederación Empresarial Valenciana (CEV), Salvador Navarro; el de CEV Alicante, Perfecto Palacio, y el de la Cámara de Comercio, Juan Riera, junto a otros representantes empresariales y políticos.

Fue el propio Carlos Baño el que abrió el turno de los discursos, resaltando la delicada situación en la que se encuentra el sector como consecuencia de la crisis provocada por el coronavirus. «La prioridad debe ser salvar vidas, pero si se para la economía, no hay empleo ni recaudación con la que financiar los servicios», subrayó. Así, destacó que el comercio, junto al turismo y la hostelería, están siendo los sectores más damnificados a causa de la pandemia, por lo que «necesitamos medidas excepcionales, que ya llevamos un año esperando».

En este sentido, y aprovechando la presencia de los diferentes representantes institucionales, reclamó «un plan de rescate, después de quedar incomprensiblemente fuera del Plan Resistir». Baño, en concreto, solicitó ayudas directas y exenciones en las cuotas de autónomos y empresas, al tiempo que anunció la presentación de solicitudes en todos los ayuntamientos para que se bonifique el 90% del IBI y se aplacen los pagos de tributos.

El conseller de Economía, por su parte, anunció un segundo Plan Resistir, dirigido principalmente tanto al comercio como al turismo. «Estamos esperando a que el Gobierno central nos diga cuánto dinero vamos a recibir de los 11.000 millones de euros anunciados, y a partir de ahí trabajaremos para ver cómo redistribuimos los ayudas. Confiamos en que nos llegue a una cantidad importante», indicó Rafa Climent.

El presidente de la Diputación, Carlos Mazón, felicitó a Baño por su discurso «bien armado y estructurado», al tiempo que elogió «el gran esfuerzo que está haciendo el sector en estos momentos tan complicados». Prometió ayuda y apoyo, al tiempo que animó a los comerciantes a «no decaer, ahora que se empieza a ver la luz al final del túnel».

El alcalde de Alicante, Luis Barcala, expresó su compromiso de «no parar de trabajar, siendo audaces y valientes. En un momento como este no nos vamos a distraer en otra cosa que no sea hacer frente a la crisis sanitaria, social y económica, y sostener una tierra con la que nos hemos comprometido».

El encargado de cerrar el acto fue el presidente saliente, Antonio Sáez, quien ha permanecido al frente de Facpyme a lo largo de los últimos siete años. Tras ser nombrado presidente de honor, Sáez agradeció el trabajo de todos cuantos han trabajado con él, antes de señalar que la asociación «debe ser el paraguas desde donde se pongan en marcha las acciones necesarias para lograr la recuperación del sector».

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats