Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La gigafactoría de Sagunto impulsará al metal y al plástico de la provincia

Las empresas alicantinas, sobre todo las vinculadas al sector del automóvil, consideran que se van a generar nuevas oportunidades de negocio

La empresa Bornay, de Ibi, especializada en la fabricación de tubos para el automóvil. JUANI RUZ

En un momento tan deprimente como el actual, en el que la incipiente recuperación económica se está viendo lastrada por el conflicto bélico de Ucrania, noticias como la inminente construcción de la gigafactoría de baterías de Volkswagen en Sagunto suponen un auténtico balón de oxígeno al que agarrarse. Así lo consideran los sectores del metal y el plástico de la provincia de Alicante, convencidos de que este proyecto va a generar nuevas oportunidades de negocio que supondrán un impulso para la actividad. Principalmente para aquellas empresas, no pocas, que ya están vinculadas de una forma u otra a la automoción.

Volkswagen anunciaba confirmaba la semana pasada que va a instalar su gigafactoría para coches eléctricos en Parc Sagunt III. El grupo alemán se ha decantado por la Comunidad y el Consell ha acelerado los trámites para garantizar el suelo y que pueda estar en marcha en 2026. La fábrica supondrá, de entrada, la creación de 3.000 empleos directos y una espaldarazo a la industria valenciana del motor. Y es que la compañía tiene en mente producir 500.000 vehículos eléctricos al año con la marca Seat en las instalaciones de Martorell y otros 400.000 de Volkswagen en la planta de Landaben, para lo cual serán necesarios tres centros de fabricación de baterías, entre ellos el de Sagunt, que tendrá una capacidad de 40 gigavatios hora.

Conocidas las repercusiones económicas que se generarán de forma directa, toca centrarse en las indirectas. Y ahí, los sectores del metal y el plástico de la provincia de Alicante tienen mucho que decir, toda vez que aglutinan un importante conglomerado empresarial que trabaja para la automoción. El presidente de la Federación de Empresarios del Metal de la Provincia de Alicante (Fempa), Luis Rodríguez, no duda a la hora de señalar que la instalación de la gigafactoría "es una noticia muy positiva, que va a producir un efecto arrastre en toda la industria que tenga a su alrededor. Aparte del fenómeno tractor, también va a ser un polo de creación de riqueza y de empleo cualificado y bien retribuido".

Y uno de los territorios que se va a ver más beneficiado es la comarca de la Foia de Castalla, donde se concentran alrededor de 70 empresas que ya trabajan para la automoción. Así lo señala el director de la asociación empresarial Ibiae, Héctor Torrente, quien señala que la factoría "va a generar negocio seguro. Después de tantas noticias malas como se vienen arrastrando, ya era hora de que surgiese algo positivo". El representante empresarial destaca que la Foia se distingue por ser un potente núcleo de subcontratación industrial, "e igual que se fabrican estructuras metálicas para vehículos y sustentar las baterías, también se pueden elaborar las carcasas de plástico. Todo ello sin hacer referencia a moldes o componentes electrónicos".

Y, como muestra, un botón. Andrés Folguera, director comercial de Flinsa, explica que la empresa ya elabora soportes de baterías, con lo que el proyecto de Sagunto es una nueva oportunidad. "Además, tener tan cerca una factoría de estas características ayuda a consolidar las cadenas de suministro y favorece que a la planta de Ford de Almussafes, por ejemplo, le puedan conceder modelos nuevos", enfatiza.

En parecidos términos se expresa María Dolores Martínez, de Faperin, empresa especializada en piezas de plástico para automóvil, quien también hace referencia al impulso que supondrá para todo el sector, o Juan Manuel Santonja, de Bornay, que, dedicada a la fabricación de tubos de acero para tubos de escape y chasis, ve también una oportunidad para que se incremente la fabricación de coches.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats