Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los alquileres están en máximos históricos en 11 ciudades de la provincia

El precio medio se ha disparado un 10% en el último año, según Idealista

El escaparate de una inmobiliaria en la provincia. JUANI RUZ

La inflación también alcanza al mercado del alquiler de la vivienda. La reactivación de la demanda tras la pandemia, la reducción de la oferta disponible o el rechazo de los propietarios a asumir en sus ingresos la pérdida de poder adquisitivo que supone la subida del IPC ha disparado en el último año el precio medio de las viviendas que se ofertan en la provincia.

En concreto, según los últimos datos del portal Idealista, el precio medio del metro cuadrado se situó el pasado mes de abril en 7,8 euros -unos 624 euros para una vivienda de 80 metros-, lo que supone un 10% más que hace un año. De esta forma, hasta 11 de los 28 principales municipios de la zona sobre los que la web ofrece datos superan ya los máximos históricos que la mayoría de ellos registraba antes de la pandemia.

Es lo que ocurre, por ejemplo, en la capital de la provincia, donde el alquiler medio alcanzó los 8 euros por metro cuadrado, un 9,4% más que hace un año, y se sitúa por tercer mes consecutivo por encima del anterior récord, de 7,7 euros, que alcanzó justo cuando el covid hizo su aparición.

Oferta de viviendas en una inmobiliaria de Benidorm. David Revenga

También bate su anterior máximo la ciudad de Benidorm, que alcanza ya los 10 euros de media por metro cuadrado a pesar de que no se contabilizan los alquileres de corta estancia, o la vecina Finestrat, donde el metro cuadrado ya cotiza a 10,9 euros, lo que supone una renta mensual de 872 euros por un piso de 80 metros. Justo el mismo precio que se paga también en Moraira, otra de las poblaciones donde el alquiler está más caro que nunca, de acuerdo con las estadísticas del citado portal. En este último casi la subida anual alcanza el 27,1%.

Xàbia, donde ya se pagan 9,6 euros por metro; Calp, con 8,7 euros; la zona de la cala de la Vila, con 8,5; Santa Pola, con 8 euros; o Torrevieja, 7,3 euros son otras de las poblaciones turísticas donde se baten récords, aunque no son las únicas.

Los precios también superan todos los registros anteriores en Elche, donde, eso sí, las rentas siguen siendo más asequibles que en la costa, con una media de 5,9 euros por metros, tras subir un 6% en el último año. Por su parte, en Alcoy se aproximan ya a ese récord -están solo un 0,6% por debajo- tras subir un 13,1% en el último año y situarse en 5,6 euros.

Menos stock

Entre los motivos que explican estos precios tan elevados, el portavoz de Idealista Francisco Iñareta destaca la reducción que ha sufrido el volumen de viviendas disponibles para el alquiler en este tiempo. "Durante el último año el stock ha caído un 39% en la ciudad de Alicante mientras que en toda la provincia el descenso es del 26%. Este proceso, generalizado en todo el país, tiene su explicación en el modelo híbrido de teletrabajo, el final de los ERTE y la vuelta de turistas y estudiantes. En las zonas turísticas, la reactivación del turismo ha provocado que muchos trabajadores de esta industria hayan regresado tras dos años y el stock se haya reducido súbitamente", asegura el experto.

Aunque desde el portal no lo citen, también hay que sumar el hecho de que muchos propietarios hayan optado por subir los precios para compensar la subida de la inflación y no ver reducido su poder adquisitivo. Aunque el Gobierno aprobó un tope del 2% -negociable en el caso de los pequeños propietarios- para las actualizaciones de las rentas que abonan los actuales inquilinos, esa limitación no afecta al precio que se fija de inicio en los nuevos contratos.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats