Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Competición decide hoy la presencia del Elche en el «play-off»

El Comité no se ha pronunciado antes porque tiene que cumplir los plazos para que todos los equipos involucrados puedan presentar sus alegaciones

Los jugadores del Fuenlabrada siguen aislados y bajo medidas de seguridad en un hotel de A Coruña.

Los jugadores del Fuenlabrada siguen aislados y bajo medidas de seguridad en un hotel de A Coruña. la opinión

El Comité de Competición de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) decidirá hoy la suspensión definitiva del partido entre el Deportivo de La Coruña y el Fuenlabrada y, por tanto, la presencia del Elche en el «play-off» de ascenso a Primera División.

De esta forma pondrá fin, a expensas de posibles recursos ante otras instancias de la justicia que se alargarían mucho en el tiempo, al culebrón de la última semana después de las protestas y la guerra de comunicados que se ha venido produciendo durante los últimos días tras el «caso Fuenlabrada» por los positivos masivos por coronavirus en el club madrileño.

El organismo federativo no se ha podido pronunciar antes porque debe cumplir con los plazos que disponían los distintos equipos involucrados, como son Elche, Deportivo, Numancia y Rayo Vallecano, para presentar sus respectivas alegaciones.

La entidad franjiverde ha solicitado que se dé por perdido el partido al Fuenlabrada y que no se dispute finalmente el encuentro aplazado ante el conjunto gallego. Una propuesta que también respalda LaLiga, como anunció en su comunicado emitido el pasado domingo, al considerar que existe «fuerza mayor» para no jugar el partido debido a los contagios en el club fuenlabreño, que obligan a retrasar demasiado la posible disputa del partido y podría en riesgo el final de esta temporada y el comienzo de la siguiente.

La petición, tanto del club ilicitano como de LaLiga, salvo sorpresa monumental, será la que saldrá adelante, al considerar las partes fundamentales del asunto, RFEF, CSD y la Patronal de clubes, que fueron los que decidieron seguir adelante la última jornada de Liga y suspender solo el choque entre el Deportivo y el Fuenlabrada, la más coherente y la menos dañina para el normal desarrollo del final de la competición.

Además, esa decisión permite continuar adelante con las eliminatorias por el ascenso, que es lo que más importa en estos momentos, y no altera la parte baja de la clasificación, ni los conjuntos que descienden de categoría.

Además, el juez de Disciplina Social de LaLiga, que es el otro organismo responsable de la decisión final, también anunció ayer que considera «absurdo» pensar en la posibilidad de que se pueda jugar el Deportivo-Fuenlabrada y que «el resultado es absolutamente intrascendente» para el conjunto gallego «al haber descendido ya a Segunda B».

Incluso, el Fuenlabrada, a pesar de que sus futbolistas le recriminaron que renuncie a no jugar el partido, también está dispuesto a aceptar esta resolución consciente de que, aunque LaLiga le ha eximido de la culpa de viajar a A Coruña y tanto Tebas como la Patronal ha señalado que es responsabilidad suya, una investigación más exhaustiva podría provocar una sanción mayor, que podría llevar hasta un descenso de categoría.

Por su parte, el Deportivo no se va a quedar cruzado de brazos, pero su reclamación, como es que se repita toda la última jornada, sabe que no va a prosperar. El único hilo de esperanza que tiene el club gallego para evitar el descenso es que una investigación judicial considere que el conjunto madrileño ha cometido una negligencia y un atentado contra la salud pública, lo que conllevaría una sanción grave con descenso de categoría del Fuenlabrada y la consiguiente permanencia de los coruñeses. Sin embargo, esa situación ya no es tan urgente de decidir y no afecta al final de la competición.

Otras propuestas inverosímiles

El resto de los equipos involucrados, como son el Rayo, por la parte alta de la clasificación, y el Numancia y el Extremadura, por la parte baja, también han presentado alegaciones, pero sus propuestas son inverosímiles y más utópicas que reales, por lo que no tienen ninguna posibilidad de salir adelante.

El Rayo pidió en un primer momento un «play-off» con seis equipos y ayer se desmarcó con un comunicado solicitando jugar contra el Elche un partido para dilucidar qué equipo es el que se clasifica para la promoción de ascenso. El conjunto vallecano alega que los franjiverdes jugaron sin presión su último encuentro ante el Oviedo porque sabían que el Fuenlabrada no estaba jugando, algo que está totalmente fuera de la realidad.

El Numancia y el Extremadura, los otros dos equipos que han descendido junto a Deportivo y el colista Racing de Santander, también quiere agarrarse a último clavo ardiendo y a la posibilidad remota de que la próxima temporada la Liga de Segunda División cuente con 24, incluso con 26 equipos.

En el Elche están relativamente tranquilos y convencidos de que, al final, hoy el Comité de Competición va a confirmar su presencia en el «play-off» de ascenso.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Recuerda que con la entrada en vigor de la Normativa Europea PSD2 se requiere un doble proceso de validación a la hora de realizar la transacción.
Te recomendamos tener a mano tu móvil. Estamos aquí para ayudarte, 963 030 967.

Compartir el artículo

stats