Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

¿Cuarto poder?

El «nuevo» Elche se crece

Elche CF: Pere Milla celebra el gol ante el Alavés.

Elche CF: Pere Milla celebra el gol ante el Alavés.

El «nuevo» Elche de Jorge Almirón va tomando forma a lo grande. Sin excesivos alardes, pero con una gran organización defensiva y mucha más capacidad para proponer un estilo propio de juego, el conjunto franjiverde sumó ayer en Vitoria un nuevo triunfo de valor doble ante un rival directo por la permanencia como el Alavés.

Las dos semanas de parón le han venido de perlas al cuadro ilicitano para conjuntarse e ir integrando a la «legión» de los 14 fichajes llegados en las últimas semanas, con especial mención al notable partido de los debutantes Iván Marcone y Barragán, aunque el sobresaliente fue para los delanteros Pere Milla y Tete Morente y para el «mariscal» del área, Gonzalo Verdú. Repitió esquema de inicio Almirón con cinco defensas y tres centrales, pero con la misma vocación ofensiva de dos carrileros que son extremos, Josan y Fidel. Ahora bien, el equipo tuvo más pausa y personalidad para tejer su fútbol y esperar con paciencia sus oportunidades. En el estreno de Marcone como pivote por delante de la defensa, el ex de Boca Juniors demostró mucho oficio y conocimiento del juego para la elaboración en corto y el juego táctico posicional. Frente a la presión adelantada del Alavés, los franjiverdes supieron asociarse y tocar con calma para buscar la meta de Pacheco. Y lo intentaron casi siempre a partir de la movilidad de un Milla muy rápido e incisivo como principal referencia en ataque. En las dos primeras llegadas de peligro el ariete catalán incurrió en fuera de juego por muy poco, pero a la tercera golpeó. Era cuando más dominaba el Alavés, aunque el Elche respondió con una gran acción coral: Badia sacó en largo de puerta, Milla orientó con el pecho hacia Fidel, cuyo envío a Morente convirtió el andaluz en una preciosa asistencia al autor del gol del ascenso en Girona. Un tanto que premiaba la valiente propuesta y la buena disposición del Elche, que no salió a encerrarse ni a especular nunca. Apretó el Deportivo tras el descanso, pero los franjiverdes mantuvieron su aplomo y orden colectivo a partir de un 5-3-1-1 para hacerse con el mando del partido. Hubo un posible penalti no pitado a Fidel, Milla remató al palo y Morente cerró una victoria para ilusionar a todo el franjiverdismo.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats