Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Mucho más que un partido de fútbol

El Elche afronta hoy (20 horas, Martínez Valero) ante el Alavés el choque más decisivo de la temporada uLos franjiverdes tienen la salvación a un punto y necesitan la victoria ante un rival directo. No estarán Mojica por lesión, ni Guti por sanción

Nuke Mfulu, en el entrenamiento de ayer, podría ser hoy titular y jugar por el sancionado Guti. | SONIA ARCOS / ECF

Nuke Mfulu, en el entrenamiento de ayer, podría ser hoy titular y jugar por el sancionado Guti. | SONIA ARCOS / ECF

El Elche disputa hoy «El partido» y, si bien es cierto que restan dos más y que todos podrían ser decisivos, la jornada 36 de LaLiga Santander, lo enfrenta a un rival directo: el Deportivo Alavés. La cita, que dará comienzo a las 20 horas en el estadio Martínez Valero, es mucho más que un encuentro, mucho más que tres puntos. De hecho, es mucho más que un choque ante un rival directo, mucho más que todo lo disputado hasta ahora e, incluso, mucho más que una gran final. Si tuviera título de película, el choque de hoy sería para el Elche «Mucho más que un partido».

El futuro próximo del club está más que ligado a un encuentro que no solo es determinante o crucial. Sin duda, el resultado será decisivo, absolutamente trascendental. Quizás no sentencie a nadie, pero la victoria serviría para adelantar a uno de los seis que luchan a vida o muerte por seguir en Primera, al que además dejaría muy tocado y, dependiendo de lo que hagan Valladolid, Huesca y Getafe, el Elche podría comenzar a plantearse una realidad a su verdadero alcance: un año más en Primera.

Conjura previa a la cita

El Elche repite conjura y concentración hotelera previa al partido, como ante el Real Valladolid. Comida, descanso y todos juntos, en autobús, al Martínez Valero. Unión para la conjura del grupo «más honesto y honrado que he entrenado en mi carrera», aseguraba ayer el técnico, Fran Escribá. Calificativos argumentados en base a la entrega total de todos y cada uno de los que componen la plantilla y el cuerpo técnico. Una unidad que hoy debe ser un torbellino para olvidar la rigurosa expulsión que condicionó la última derrota ante la Real y para hacer frente a un Deportivo Alavés que está en el puesto 16, tres por encima del Elche y con dos puntos más (32), y que llega tras empatar en su casa ante el Levante y perder ante el Eibar, colista.

EL PARTIDO

Inédito en Primera

El Elche-Alavés es un choque inédito en Primera. Ya lo fue el partido de Mendizorra, donde los ilicitanos ganaron 0-2. En Segunda se han dado 12 choques en el Martínez Valero con 6 victorias locales y 5 visitantes.

Pablo González Fuertes será el juez de la contienda. Con él, el Elche ha perdido sus dos encuentros esta temporada contra Granada (0-1) y Valencia (1-0). En segunda, el trencilla asturiano ha pitado una victoria y cuatro empates franjiverdes.

En cuanto a la alineación, Escribá no puede contar aún con Mojica, lesionado, y pierde a una de sus piezas clave, Raúl Guti. El centrocampista fue expulsado en San Sebastián y, pese a que el técnico aseguraba que el club no había recibido la confirmación de la sanción y que recurrirían y pedirían la cautelar, lo cierto es que es muy poco probable que Guti pueda estar hoy en el césped. Fran Escriba asegura que cuenta con varias opciones para cubrir esta baja, esencial en su esquema. Podría entrar Víctor Rodríguez, pero lo más probable es que sea Nuke Mfulu el que de inicio juegue en la posición de Guti junto a Iván Marcone.

La duda de la portería parece resuelta y la balanza del preparador valenciano se inclina a favor del argentino Gazzaniga. En su ya fijo esquema del 1-4-4-2, en defensa estarán Gonzalo Verdú y Dani Calvo en el centro. A la derecha, Barragán o Helibelton Palacios. A la izquierda, Josema.

Guido Carrillo o Pere Milla

En el centro del campo lo más probable es que juegue Tete Morente por la derecha -o Josan- y Fidel por la izquierda. Arriba, Lucas Boyé es indiscutible y, junto a él, el técnico tiene dos opciones: volver a alinear como titular a Pere Milla, un jugador al que ayer Escribá llenaba a elogios, o utilizar a Guido Carrillo, que ya se fogueó ante la Real tras su lesión. «Carrillo está perfecto ya para jugar de inicio», exponía el entrenador. Sobre Pere Milla, inconmensurable en San Sebastián, aseguraba que «es un jugador con una capacidad de trabajo tremenda. Y lo demuestra cada día. Compite como entrena. Además, tiene un caracter motivador, se pasa los 90 minutos animando al grupo, pegando gritos, animando al que falla».

La convocatoria del Elche contará con el canterano Jony Álamo, que sale de lesión y sobre el que Escribá auguró que podría disputar de minutos en los dos últimos partidos.

El rival

Por su parte, el Deportivo Alavés llega con la importante baja de Rodrigo Battaglia por sanción. El argentino, clave en el centro del campo desde la llegada de Calleja a Mendizorroza, cumple ciclo de amonestaciones. Esta carencia la puede suplir el entrenador Javi Calleja con Pere Pons retrasando su posición al doble pivote, con Tomás Pina y Lucas Pérez formará de nuevo dupla arriba con Joselu.

El Alavés también tiene las bajas de los lesionados Rodrigo Ely, Javi López, Íñigo Córdoba y Burgui. Este último es duda. Calleja podría formar con Fernando Pacheco en la meta; Ximo Navarro, Víctor Laguardia, Florian Lejeune y Rubén Duarte en la defensa; Pons, Pina, Jota Peleteiro y Luis Rioja en el medio; y los citados Pérez y Joselu como delanteros.

Elche y Alavés se juegan mucho más que tres puntos, en un partido a vida o muerte. Al Alavés le podría servir el empate. El equipo franjiverde ya no puede especular. Solo vale la victoria.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats