Suscríbete desde 3,99€/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Consell prepara el derribo de dos edificios en estado de ruina de Los Palmerales

Bienestar Social ultima el realojo de las familias que demuestren que tienen el alquiler en regla, aunque la gran mayoría de residentes de las 32 viviendas está en situación irregular

El Consell prepara el derribo de dos edificios en estado de ruina de Los Palmerales

El Consell prepara el derribo de dos edificios en estado de ruina de Los Palmerales

El derribo de dos bloques del barrio de Los Palmerales ya está sobre la mesa del Consell y del Ayuntamiento de Elche y será una realidad a corto plazo. El Consistorio ilicitano ha confirmado a este diario ya están preparando la demolición de los inmuebles y en las próximas semanas se decretará el estado de ruina de estas viviendas públicas, propiedad de la Entidad de Infraestructuras de la Generalitat Valenciana (EIGE). En una reunión prevista este mes está previsto que ambas instituciones puedan poner una fecha para tirar abajo los inmuebles.

Por el momento, el departamento de Bienestar Social, tanto a nivel local, como autonómico, están ultimando el realojo de las familias del 21 y el 23 que hayan demostrado tener derechos sobre los pisos, es decir, aquellos que tengan sus contratos de alquiler en regla.

Sin embargo, en este enclave de la calle Llimoner se da la circunstancia de que la mayoría de las 32 casas están ocupadas ilegalmente desde hace décadas, a lo que se suma los continuos problemas ocasionados por la venta de droga detectados en el interior de algunos inmuebles. La Policía ha llegado a alertar de que en este punto se encuentra uno de los mayores focos de menudeo de la provincia.

Lo previsible es que se tengan que producir desalojos, como ya ocurrió en el año 2000 cuando se tiraron abajo otros tantos bloques, cuyos residentes, la mayoría, okupas, vivían en condiciones infrahumanas y la drogadicción era uno de los principales problemas.

«El objetivo de este plan en el que se viene tiempo trabajando es mejorar la calidad de vida en el barrio», señalaron desde el ejecutivo local. En esta línea, la falta de condiciones de habitabilidad en el interior de estos pisos es algo de lo que se viene alertando desde hace tiempo. De manera más reciente, informes de la Policía Local advirtieron del peligro de incendio en las instalaciones eléctricas por los numerosos enganches ilegales.

Contratos de alquiler

Fue en el pasado mandato cuando el Consell realizó una intervención en el barrio, en colaboración con el Ayuntamiento, para comprobar las condiciones de las viviendas y si sus ocupantes residían legalmente. A partir de ahí, llegaron los informes sociales de cada una de las familias.

Para regularizar su situación, los vecinos han tenido que reunir una serie de requisitos como presentar sus contratos de alquiler o cumplir las condiciones para acceder a una vivienda de promoción pública, acreditar una situación de vulnerabilidad y el tiempo de ocupación.

También se ha tenido en cuenta si son familias numerosas, con hijos mejores, o víctimas de violencia de género. Además, se ha valorado si han demostrado buena convivencia con el resto de vecinos del inmueble, así como el arraigo en el barrio.

Según el Ayuntamiento, hay familias que han tenido la oportunidad de realojarse en viviendas públicas del barrio y hay otras que las han trasladado fuera. No obstante, todavía no ha trascendido la cifra de realojados.

Reparaciones

La Conselleria de Vivienda está desarrollando las obras de rehabilitación de elementos comunes y reurbanización de espacios libres de Los Palmerales. Una actuación que se enmarca dentro de las Áreas de Regeneración y Renovación Urbana (ARRU) que la Generalitat ha impulsado en varios grupos de vivienda pública y que cuenta con un presupuesto de 2,1 millones de euros.

El ámbito de actuación está delimitado por las calles Llimoner, Morera, Taronger y Avenida de Santa Pola. En las obras se desarrollan actuaciones en un total de seis edificios del barrio, donde se ubican 276 viviendas.

Mediante este plan, la Generalitat asegura que busca favorecer la recuperación urbana y residencial de esta zona, en la que se realizarán actuaciones que estarán dirigidas a mejorar las condiciones de conservación y mantenimiento de los edificios, instalaciones generales, mejorar la accesibilidad y la eficiencia energética de las viviendas.

Para ello, las obras que se desarrollan en Los Palmerales integran trabajos que van desde la adecuación de zaguanes y elementos comunes, adecuaciones a la normativa de instalaciones eléctricas, renovación integral de cubiertas, refuerzos estructurales y supresión de humedades y reparación de fachadas, principalmente.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats