La Hostelería de Elche se hace oír por las calles de la ciudad con una caravana de coches en protesta por las nuevas restricciones horarias y de aforos impuestas por Sanidad.

Un cuantioso número de miembros del Colectivo Hostelería Elche y otros empresarios y personas afines a la protesta se movilizaron anoche pasadas las 23 horas en una gran caravana con el objetivo de hacer oír su disconformidad con las nuevas normas sanitarias que entraron en vigor ayer mismo, "en las que, de nuevo, se pone a la hostelería en el punto de mira", critican.

Desde el colectivo quieren poner de manifiesto que, según la opinión del sector, "estas medidas no van a resultar para nada efectivas cuando no se controlan otros focos de mayor concentración de personas, como son las entradas de los colegios, en los que muchos de los gerentes de negocios de hostelería ven cada día como le aglutinan en las entradas un gran número de padres y madres sin guardas en ningún caso las distancias de seguridad".

Desde el colectivo entienden que es un sinsentido disminuir los horarios de los negocios de hostelería en una ciudad concreta, -"cuando los clientes, y dicho por ellos mismos, pueden ir a consumir a poblaciones cercanas como Santa Pola, Alicante o Crevillente, donde no se han exigido las restricciones de cierre a las 23:ooh y no entrada de nuevos clientes a partir de las 22:00h. Sabemos que esto está pasando, pues lo hemos podido comprobar personalmente, encontrado a mucha gente de la ciudad en las localizaciones citadas". "Además, los negocios de ocio nocturno siguen sin poder ejercer su actividad, mientras se realizan botellones y fiestas clandestinas sin control alguno", aseguran.  

Desde el colectivo de hostelería de Elche exigen medidas de ayuda excepcionales para el sector, "pues con estas medidas nos están avocando a la ruina total".