30% DTO ANUAL 24,50€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Barajan trasladar el Misteri d’Elx a final de año si la vacunación no es masiva en agosto

Consell, Ayuntamiento y Obispado tienen que llegar a un consenso para el cambio de fechas si en verano se vuelve a suspender la representación

Un instante en el que el Alma de la Virgen asciende al cielo, en una escena del Misteri d’Elx.

Un instante en el que el Alma de la Virgen asciende al cielo, en una escena del Misteri d’Elx. ANTONIO AMORÓS

La familia del Misteri d’Elx va a estudiar la posibilidad de que, si no es factible tampoco este año llevar a cabo las representaciones en agosto debido al covid, tal y como ocurrió el pasado 2020, al menos se puedan trasladar las escenificaciones al último tramo del presente año.

En todo momento va a primera en esta decisión la salud pública. Por eso, en previsión de que agosto se antoje, debido a la incidencia de la pandemia, algo anticipado para volver a la normalidad y, sobre todo, pensando en la posibilidad de que la vacunación a la población no haya podido ser todo lo masiva que se esperaba, no descartan en la Casa de La Festa que las representaciones, al menos, se muden del verano a otoño.

Para ello, eso sí, la junta rectora, conformada por Ayuntamiento de Elche, Obispado de Orihuela-Alicante y Conselleria de Cultura, debe dar lógicamente el visto bueno.

El presidente ejecutivo del Misteri d’Elx, Francisco Borja, señala que todo va a depender del ritmo de vacunación masiva que se dé en España y que si no se llega a agosto, la ilusión y el fervor por el Misteri es tal entre los ilicitanos que se va a intentar que por lo menos el drama asuncionista se pueda representar en la última semana de octubre, principios de noviembre o incluso diciembre.

Esto no tiene nada que ver en principio con las representaciones extraordinarias de La Festa que tienen lugar en otoño los años pares. Es decir, en caso de que en este 2021 se decidiera, debido al covid, trasladar al último tramo del año la escenificación o escenificaciones, y finalmente se pudieran llevar a cabo, esto no implicaría que a partir de ahora el Misteri de otoño se celebrara en años impares.

«Ha supuesto un shock tremendo el situarnos, por el covid, en un escenario en que no podíamos hacerlo», señala Borja refiriéndose al drama asuncionista, a la vez que recuerda que la familia sigue manteniendo la ilusión y que, por fortuna, las nuevas tecnologías han ayudado a que escolanos, cantores y profesores sigan ensayando. «Es un trabajo arduo y difícil, pero el cantor necesita el contacto físico», recuerda el presidente ejecutivo.

Francisco Borja, en cualquier caso, se muestra positivo, considera que esto está siendo un «paréntesis», un «mal sueño», y confía en volver a la plena normalidad el próximo año 2022.

Los 57 eventos festeros a los que ha renunciado Elche

Entidades que realizaban actos para recaudar dinero atisban apuros para pagar alquileres y gastos

El municipio de Elche ha tenido que renunciar por fuerza en los últimos doce meses a casi sesenta importantes eventos festeros, 34 de ellos en la ciudad y 23 en las distintas pedanías. El covid no solo ha impedido las fiestas mayores de agosto, los actos de Semana Santa, Halloween o Carnavales, también ha anulado eventos menos multitudinarios pero sentimental o simbólicamente muy importantes para muchas familias como, por ejemplo, las imposiciones de bandas. Una quincena de estos actos se suelen suceder entre mayo y principios de agosto. Moros y Cristianos, el Misteri d’Elx, las citas de la Unió de Festers del Camp d’Elx, la Feria de Andalucía, la Venida de la Virgen, la Cabalgata de Reyes, San Agatángelo, San Antón, San Crispín, el Corpus Cristi y un largo etcétera de momentos festeros no se han podido organizar en el último año por la pandemia. «Los festeros se resienten no solo por no poder organizar y celebrar las fiestas, sino también económicamente», expone Fernando Jaén, presidente de la Federación Gestora de Festejos Populares de Elche. Y es que en los meses previos a las citas clave, las comisiones realizan actividades para recoger dinero y costear las fiestas. En estos momentos, hay comisiones que también lo están pasando mal porque se han agotado los recursos no solo para hacer frente al alquiler de los locales, sino también para afrontar los gastos corrientes que, aunque pequeños, también van sumando. El responsable de esta federación, que agrupa a una veintena de comisiones de fiestas, unas 2.500 familias y que organiza actos como la Charanga que arrastan a la calle a unas 40.000 personas, señala en cualquier caso que están «esperanzados» por la vacuna y a la expectativa con la reunión con el Ayuntamiento, cuando llegue el momento, sobre qué pasará con las Fiestas de Agosto. «No vamos a poder ver unas fiestas como las de 2019», augura claramente, aunque considera que algo se podrá hacer. «Marzo y abril van a ser meses determinantes», subraya.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats