Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El edificio de Correos albergará un centro para la formación en innovación industrial

La Conselleria, el Ayuntamiento y los agentes sociales plantean implantar un proyecto que desarrolle las competencias en fabricación de profesionales y estudiantes en la segunda reunión llevada a cabo para impulsar la iniciativa de la Generalitat

El antiguo edificio de Correos; abajo, la consellera Pascual y el alcalde González. | MATÍAS SEGARRA

El antiguo edificio de Correos; abajo, la consellera Pascual y el alcalde González. | MATÍAS SEGARRA

El proyecto en el antiguo edificio de Correos de Elche prometido hace tres años por Ximo Puig sigue tomando forma. Si la primera reunión para impulsar la iniciativa de la Generalitat, el pasado mes de marzo, no aclaró apenas el panorama y dio paso a muchas críticas, este martes se ha avanzado más en el encuentro que la Conselleria de Innovación y el Ayuntamiento han mantenido en la ciudad ilicitana con distintos agentes sociales y económicos. La principal conclusión que se ha extraído de la reunión, anunciada por la consellera Carolina Pascual, es que en la antigua sede de la compañía estatal se quiere implantar un exclusivo centro para la innovación industrial. Bajo el anglicismo de «learning factory», los promotores de la idea aseguran que el proyecto es tan rompedor que apenas existen 18 centros de estas características en todo el mundo.

El edificio de Correos albergará un centro para la formación en innovación industrial

Uno de los grandes beneficios de la iniciativa es que la nueva instalación en el inmueble del Paseo de la Juventud permitirá que, tanto profesionales en activo como estudiantes universitarios y de Formación Profesional, puedan desarrollar y entrenar competencias de fabricación. «Queremos aportar un elemento diferenciador con un espacio específico que cuente con tecnología disruptiva y un equipamiento similar al de una empresa», ha asegurado la ilicitana Pascual.

Tanto el Ayuntamiento como la Conselleria coinciden a la hora de señalar que el objetivo principal es convertir al edificio de Correos en un espacio de referencia para los diferentes sectores productivos, tanto de Elche y su comarca como de toda la Comunidad Valenciana. Para resolver las necesidades tecnológicas de las empresas e impulsar la formación de profesionales y estudiantes en el complejo y cambiante mundo digital se apuesta por el concepto de «learning factory».

Participantes

Junto a la consellera Pascual y el alcalde de Elche, Carlos González, en la reunión de este martes también han estado presentes el vicepresidente ejecutivo de la Agencia Valenciana de la Innovación, Andrés García-Reche, y representantes del empresariado, los sindicatos, los institutos tecnológicos, los parques científicos, las universidad y la Formación Profesional. «Las personas que se formen en este centro podrán aplicar diferentes tecnologías a los procesos productivos de las empresas, como inteligencia artificial, 5G o robotización», sostiene la responsable de Innovación.

Fuentes de la Conselleria explican que en el interior del edificio adquirido por la Generalitat se instalará un simulador que recreará el entorno de una fábrica al completo para transferir conocimientos al tejido productivo. «Europa ha bautizado esta década como la de la digitalización y sabemos que va a destinar muchos fondos para impulsar este tipo de proyectos», aseguran desde Innovación, donde también añaden: «Es una forma de aprender que no tiene nada que ver con la formación tradicional. Ahora hay que decidir cuáles van a ser los primeros sectores en participar».

Al margen de la apuesta por el «learning factory», el alcalde también ha querido poner en valor otros aspectos del proyecto que serán significativos para Elche. «Es una iniciativa que va a cumplir una función urbana para renovar y revitalizar la zona en la que está ubicado el antiguo edificio de Correos», ha destacado González tras la reunión.

¿Qué es un «learning factory»? Hay menos de veinte en todo el mundo

La Conselleria de Innovación y el Ayuntamiento aseguran que el proyecto que se quiere plasmar en el antiguo edificio de Correos es rompedor y exclusivo. Estas cualidades se le atribuyen en base a argumentos como que en todo el mundo solo existen 18 centros con estas características, ubicados en ciudades como Múnich, Viena o Shanghai. Pero, ¿qué se esconde tras el rimbombante nombre de «learning factory»? Alguna de las definiciones académicas que se pueden encontrar en internet lo describen como «un entorno que facilita el desarrollo de estrategias de aprendizaje activas que se basan en la vinculación con la industria y que permiten el desarrollo de proyectos tecnológicos».

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats