Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Elche cerrará sus playas la noche de San Juan para evitar aglomeraciones y fiestas

La Policía hara cumplir las medidas de seguridad e impedirá las hogueras la jornada del 23 al 24 - El edil de Seguridad participa en un encuentro para coordinar actuaciones en una medida que afecta a todos los arenales de la Comunidad

Una imagen de la fiesta del fuego, la noche de San Juan, en la playa de Arenales del Sol, en Elche.

Una imagen de la fiesta del fuego, la noche de San Juan, en la playa de Arenales del Sol, en Elche. MATÍAS SEGARRA

El Ayuntamiento de Elche anunció ayer algo que todo el mundo esperaba: el cierre de todas sus playas la noche de San Juan, del 23 al 24 de junio e impedir hogueras, para «evitar aglomeraciones así como que se produzcan nuevos contagios», explicó el concejal de Seguridad Ciudadana, Ramón Abad, quien mantuvo una reunión telemática con responsables de la seguridad en la Comunidad Valenciana, entre los que se encontraban el president de la Generalitat, Ximo Puig, la consellera de Justicia, Gabriela Bravo, o el secretario autonómico de Seguridad y Emergencias, José María Ángel y representantes de otros municipios vecinos. Un encuentro en el que se ha decidido la prohibición de las celebraciones esa noche tan señalada en todos los arenales de la Comunitat.

Según ha explicado Abad, en esta reunión también se ha analizado la nueva situación que tendrá lugar con las nuevas medidas impuestas por la Generalitat a partir del próximo 8 de junio. «El fin del toque de queda y la reapertura del ocio nocturno de manera progresiva hace que tengamos que seguir manteniendo dispositivos especiales de seguridad para garantizar el cumplimiento de los aforos y medidas frente al covid en estos establecimientos», explicó el concejal de uno de los ayuntamientos que más sanciones ha tenido que imponer en este año para conseguir contener los contagios, evitando la propagación a través de personas que no cumplían las medidas mínimas impuestas o incumplían el toque de queda.

Abad agradeció, explica el Ayuntamiento de Elche en una nota, «el comportamiento ejemplar y sacrificio de la ciudadanía que ha hecho posible, junto al esfuerzo de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, Policía Local y Nacional y a la lealtad entre las instituciones autónomas, que la incidencia del virus de toda la comunidad Valenciana y por ende en Elche sea una de las más bajas de todas las regiones de Europa».

La fiesta de San Juan, en las playas de Elche, ha ido ganando adeptos de forma exponencial los últimos años hasta el punto de tener que acotarse el acceso de personas a algunas de ellas o prohibir, directamente, las hogueras en otras. Con ayuntamientos colidantes, como el de Santa Pola, se ha llegado a cerrar el camino del faro después de la experiencia de otros años en los cuales ha terminado por colapsarse.

En 2020 esta fiesta del fuego tampoco se celebró por los motivos motivos. El edil insistió ayer en la idea de que el fin de la pandemia está próximo, aunque no es inmediato, el virus sigue circulando y hay que esperar a que las condiciones sanitarias, y especialmente la vacunación, permitan la recuperación del ocio y de las tradiciones, que han sido las grandes castigadas desde hace año y medio en Elche.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats