Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una Dama que se hace de rogar

Seis años después de ser alcalde y prometer la devolución a Elche de la pieza ibérica, Carlos González pone como fecha 2022 para una cesión temporal

Carlos González, en 2019, en la Torre del Homenaje, con una réplica de la Dama de Elche. |

Carlos González, en 2019, en la Torre del Homenaje, con una réplica de la Dama de Elche. | ANTONIO AMORÓS

Campaña electoral de las municipales de 2015. El ahora alcalde de Elche, Carlos González (PSOE), prometía que, de salir elegido, trabajarían «para hacer realidad el traslado definitivo de la Dama a Elche» y acusaba a la entonces regidora Mercedes Alonso (PP) de haber «renunciado al retorno definitivo de la escultura». El candidato apuntaba como clave la llegada del socialista Ximo Puig a la presidencia de la Generalitat para «conseguir convencer al Gobierno central (entonces en manos del PP de Rajoy) del regreso de la escultura».

Representa una dama, ricamente ataviada, cuyo rostro muestra unas facciones perfectas. Lleva un tocado con una tiara cubierta por un velo, diadema y dos rodetes.

decoration

En 2021, la Dama no solo sigue en Madrid, sino que el regidor negocia con el Ministerio de Cultura un posible regreso... y sólo temporal a finales de 2022 por un plazo máximo de un año y coincidiendo con el 125 aniversario del hallazgo de la pieza en La Alcudia, que sería el 4 de agosto de 2023. A pesar de que González ha destacado recientemente la predisposición del exministro Rodríguez Uribes a aceptar la petición y que el Gobierno forme parte de la comisión Ayuntamiento-Generalitat para estudiarlo, ningún responsable del ministerio se ha pronunciado públicamente.

Cambio de estrategia

La llegada hace tres años de Pedro Sánchez al Gobierno tampoco habría servido para acercar el traslado de la escultura a Elche. Los diferentes intentos del Ayuntamiento por convencer al Gobierno no habrían tenido éxito por causas que se desconocen y, mientras esto ocurría, el propio González ha ido cambiando su discurso según avanzaba su mandato e, incluso, dónde se ubicaría: que si en la Torre del Homenaje, que si en Las Clarisas. Así, ha pasado de calificar el regreso definitivo de la Dama como «un objetivo irrenunciable para los ilicitanos», a criticar a Compromís por su «unilateralidad» en el Senado, cuando Carles Mulet lo exigía, que era la misma postura que él había defendido como candidato.

El busto ha vuelto en dos ocasiones, en 1965 (donde se expuso en el Museo del Huevo, en el Parque) y en 2006 en el Palacio de Altamira.

decoration

Los intentos por traer la pieza más importante del arte ibérico en España, coincidiendo con fechas simbólicas, aunque fuera de forma temporal, han sido un fracaso. En 2017, el Ayuntamiento intentó el regreso de la escultura con motivo del 120 aniversario de su hallazgo, sin éxito; o anunciaba la reforma de la Torre del Homenaje para ello. Al año siguiente aprovechaba el acto del 50 aniversario de la Real Orden de la Dama para una nueva intentona. «Por primera vez se ha abierto la puerta y se ha visto como posibilidad el que este 2018 se pueda llevar a cabo una cesión», aseguraba. Pero el intento tampoco tuvo éxito... ni siquiera temporalmente. Unos meses más tarde, el 4 de agosto de 2019, coincidiendo otra vez con la efeméride, el alcalde volvía a mencionar su intención de conseguir que volviera «temporalmente, pero con la mirada en el medio y largo plazo», sin explicar cómo iba a convencer a Cultura de un traslado temporal que, estando la pieza ya aquí, se iba a convertir en definitivo. La promesa se quedó ahí.

Rechazo del Senado

La Cámara Alta tampoco le ha facilitado las cosas. Hasta en dos ocasiones, la última en marzo de este año, ha desestimado la petición de regreso permanente por Mulet. Carlos González, quien en 2015 siendo candidato pedía públicamente que volviera a Elche para siempre, no movió un dedo para que su partido respaldara la propuesta de Compromís que, junto al PNV, se quedaron solos en aquella votación.

A pesar de los numerosos intentos fallidos, el alcalde no se rinde. Tras la reunión con el ministro de Cultura en la que, dijo, se acercaron posturas, hablaba de la llegada de la Dama no como un deseo, sino como una realidad casi en presente. «Estamos convencidos de que la cesión temporal de la Dama va a ser un elemento que impulse de forma notable la visibilidad nacional e internacional de nuestra ciudad para, así, estimular un sector que es clave para la actividad económica y el empleo como el turismo», manifestaba el alcalde, dando por hecho que esta vez sí, saldría victorioso de las negociaciones. En los próximos meses se sabrá si el enésimo intento del Ayuntamiento acaba teniendo éxito o si la Dama sigue cumpliendo años fuera de su tierra.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats