Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Refuerzan la vigilancia en las piscinas de Torrellano y El Altet contra grupos incívicos

El Ayuntamiento contrata seguridad privada y amplía el control policial al haber usuarios que fuman, se bañan vestidos y que incluso entran con droga

Piscinas municipales de Torrellano durante esta temporada de baño. | MATÍAS SEGARRA

El Ayuntamiento refuerza para todo el verano la vigilancia en las piscinas de Torrellano y El Altet después de haberse agudizado, con respecto al resto de instalaciones municipales, capítulos de incivismo. Precisamente en el primer fin de semana de apertura al baño los guías caninos de la Policía Local tuvieron que intervenir en Torrellano para requisar droga con la que un grupo accedió a las instalaciones recreativas.

Esta situación complica la convivencia ciudadana en estos espacios, ya que hay muchos vecinos que hasta la fecha evitan ir los fines de semana, cuando más afluencia hay, ya que se han repetido ciertos capítulos que empañan el buen rato. Los artífices suelen acudir en grupo, se meten con ropa al agua, fuman o introducen vidrios, y es común verlos encararse con los socorristas cuando se les pide que cumplan la normativa.

Si bien, la concejalía de Seguridad Ciudadana ha detectado el problema y ha optado por reforzar la atención policial en ambas instalaciones a través de agentes que, en lugar de hacer una visita por la mañana y otra por la tarde, acudirán tres veces en cada franja del día, e incluso estarán desplegadas las unidades caninas si fuese necesario, indica Ramón Abad, edil del área.

Desde Deportes confirman a este diario que se van a contratar guardias jurado para ambas instalaciones esta semana que estarán en estrecho contacto con la Policía Local. Vicente Alberola, concejal del área, matiza que este tipo de situaciones son similares a las que se hayan podido producir otros años y en otras instalaciones, pero «la diferencia con Elche y las pedanías es que en la ciudad hay varias patrullas y acuden rápidamente, y en pedanías si necesitan refuerzo cuesta un poco más».

Si bien, los vecinos sostienen que este tipo de grupos vienen de poblaciones cercanas atraídos por el precio de las tarifas, ya que en Elche cuesta casi la mitad entrar a una piscina que en Alicante. Incluso desde la Unión de Asociaciones de Torrellano, así como el partido Elige Torrellano han pedido que haya tarifas diferentes según si son residentes de Elche o no para evitar este efecto llamada, una propuesta que el ejecutivo local tumba y la tilda de inconstitucional.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats