Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Elche estudia recurrir la sentencia que resta trabas a la llegada masiva de Uber y Cabify

Elche tiene hasta septiembre para tratar de proteger al taxi en el casco urbano y que se precontrate al menos con una hora de antelación los vehículos de alquiler con conductor y no solo con 15 minutos de margen

Taxis en el aeropuerto de Elche. A la izquierda, aparcamiento en batería para servicios privados de transporte Información

El Ayuntamiento de Elche está estudiando si recurre ahora la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) la cual anula la obligación de precontratar con una hora de antelación los vehículos de alquiler con conductor en el municipio, incluido el aeropuerto de El Altet.

La edil de Movilidad Urbana, Esther Díez, así lo ha confirmado, al tiempo que ha recordado que, como agosto es inhábil, el mes de plazo que hay de margen para presentar ese posible recurso ante el Tribunal Supremo expiraría en septiembre. 

El servicio jurídico del Ayuntamiento de Elche va a estudiar por tanto si cabe recurso, y también lo está meditando seriamente el sector del taxi a nivel nacional, codemandados por una de las asociaciones profesionales de vehículos de transporte con conductor (VTC) que presentó un recurso contra la parte de la ordenanza municipal que versa sobre la prestación de servicio de autotaxi, publicada en octubre del año 2019 y que ahora queda anulada, esa parte, por ser contraria a derecho, según informaba el pasado viernes Europa Press.

Díez recuerda en cualquier caso que desde hace tiempo trabajan con normalidad los VTC (Vehículo de Transporte con Conductor) en el aeropuerto y que en lugar de ser obligatorio en Elche precontratar coches con chófer con al menos una hora de antelación como lo indica la sentencia, se hará en su defecto al menos con 15 minutos de margen, puesto que así lo recoge la ley valenciana al respecto.

Y es que para la sección cuarta de la sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJCV, el establecimiento de una hora de antelación para precontratar el coche de alquiler con conductor resulta desproporcionado, pues el decreto ley autonómico que regula esta actividad establece un mínimo de 15 minutos para todos los municipios de la Comunidad Valenciana y, por tanto Elche no debe ser una excepción.

En principio, el Ayuntamiento de Elche buscaba, con ese margen de una hora, «proteger» a los taxistas ilicitanos, que principalmente tienen su negocio en el aeropuerto de Alicante-Elche, del posible aterrizaje masivo de empresas como Uber y Cabify, sobre todo de cara a que trabajen en la ciudad.

Es decir, los VTC ya operan en el aeropuerto, y con la ordenanza se disuadía de que llegaran a la ciudad, al casco urbano, deambulando por las calle buscando clientes, o que estos solicitaran sus servicios mediante las apps.

El caso es que la sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Supremo avalaba en mayo del pasado año y de forma cautelar la ordenanza del Ayuntamiento de Elche que obligaba a los VTC a precontratar el servicio con una hora de antelación. La sala rechazó así la petición de una medida de suspensión solicitada por los recurrentes, Anauto, de carácter nacional, hasta que se resolviera sobre el fondo del asunto.

La ordenanza municipal del taxi de Elche fue aprobada en julio de 2019 con los votos de PSOE y Compromís, que forman parte del equipo de gobierno, y la abstención de los tres partidos en la oposición, es decir, PP, Ciudadanos y Vox.

Por otra parte, Esther Díez asegura que tras las quejas desde mayo por la falta de taxis en la ciudad, que preferían servicios en el aeropuerto, hay más unidades en el casco urbano, al igual que han descendido los problemas de colas en la estación aeroportuaria de El Altet. 

Por este motivo, de momento se descarta que taxis foráneos que acudan al aeropuerto a dejar clientes puedan recoger puntualmente a pasajeros para aliviar esas colas, tal y como lo estaba barajando la Generalitat Valenciana, a la vez que se va a seguir apostando por tratar de insistir a las compañías de transporte de autobús que refuercen sus servicios en horario nocturno o los reactiven.

En cuanto al panorama de las Fiestas de Elche, Esther Díez recuerda que los taxistas suelen tradicionalmente reforzar el servicio en estas fechas y confía en que así sea este año también.

Y en lo concerniente a conceder más licencias nivel municipal ya preautorizadas por la Generalitat, la situación permanece inamovible, aunque la edil ya anunció semanas atrás que estaría dispuesto a contemplarlo en caso de que la situación lo requiriera.

En este caso, taxistas avisan de que aunque se concedieran ya, el problema de colas en el aeropuerto y falta de unidades en el casco urbano volvería a repetirse el próximo verano puesto que además de contar con licencia es necesario encargar los vehículos híbridos y equiparlos, lo que, con la situación actual de crisis y demora en las factorías, esto posiblemente podría alargarse en entregarlos unos ocho meses.

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats