Elche sacará contratos anuales para comprar el material de las brigadas y acabar con las facturas

El primer lote sale a concurso por 212.960 euros para adquirir por dos años mobiliario urbano, hormigón elaborado, acero transformado, madera, pintura y baldosas de hormigón

Colocación de flores en la Glorieta

Colocación de flores en la Glorieta / Áxel Álvarez

M. Alarcón

M. Alarcón

La junta de gobierno del Ayuntamiento de Elche ha aprobado hoy el primero de los contratos de licitación con el que quiere poner fin al pago con facturas, algo muy extendido en la administración local para cubrir las necesidades, principalmente, de las brigadas municipales, que tienen que trabajar al día y en aquello que se les encargue.

Cualquier cosa inimaginable que pudieran necesitar los trabajadores, de bajo coste, se adquiría hasta ahora a través de factura, sin apenas control y así ha sido desde tiempos inmemoriales. Algo con lo que quiere acabar el edil José Claudio Guilabert, explicó en rueda de prensa, para abolir del uso diario conceptos como "fraccionamiento" o "facturas con reparo" que dan motivos a la oposición para frotarse las manos en cada ejercicio presupuestario cuando llega la auditoría municipal.

El concejal sacó adelante un contrato de 212.960 euros, dividido en seis lotes, con un plazo de ejecución de dos años y la posibilidad de prorrogarlo hasta dos años más, que incluye todo aquello que pueda precisar las brigadas municipales del servicio de mantenimiento de la vía pública. Se trata de mobiliario urbano, hormigón elaborado, acero transformado, madera, pintura y baldosas de hormigón.

Podas en el centro de Elche

Podas en el centro de Elche / Matías Segarra

Compras simplificadas

Claudio Guilabert ha explicado que “de esta forma regularizamos la situación del Ayuntamiento para evitar el uso abusivo de las compras simplificadas, lo que comúnmente se conoce como facturas”. Para ello, desde el departamento de Contratación ya se requiere a todas las áreas las compras recurrentes que se realizaban a través de este procedimiento para “dotar de mayor transparencia, agilidad y seguridad al Ayuntamiento de Elche”. Ahora el trabajo será de los técnicos que tendrán que realizar sus respectivas previsiones de necesidades a dos años vista, una tarea que a priori no parece que vaya a ser fácil y para cada una de las distintas brigadas.