Suscríbete

Información

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Acusan a una pareja de Pinoso de simular el robo de su coche para cobrar el seguro

Llegaron a indicar a los agentes de la Guardia Civil que sospechaban de su hijo - Este delito se castiga con una pena de multa de seis a doce meses

Los investigados en el cuartel de la Guardia Civil de Pinoso. INFORMACIÓN

La Guardia Civil de Alicante ha investigado a una pareja de Pinoso que denunció al hijo de ella como presunto responsable del robo de su vehículo.

Los agentes averiguaron que habían vendido el coche y que, con la simulación del robo, pretendían cobrar una indemnización de la compañía aseguradora.

Fue el pasado 2 de mayo cuando una pareja acudió al cuartel de la Guardia Civil de Pinoso a denunciar que les habían robado su coche.

Según afirmaba el denunciante, sospechaban que el ladrón era el hijo de 36 años de su pareja, testimonio que la madre ratificaba. Sin embargo, aquella manifestación no dejó indiferentes a los agentes y como los detalles no encajaban decidieron indagar en el asunto con más profundidad.

Solicitaron numerosa documentación, tomaron manifestaciones a posibles testigos y realizaron varias inspecciones en establecimientos de las inmediaciones. Fruto de las investigaciones efectuadas, los agentes de la Guardia Civil de Pinoso averiguaron que en realidad la pareja denunciante había vendido el coche a un depósito de desguace de vehículos a motor.

Posteriormente, y con la intención de cobrar la indemnización por el robo del vehículo que tenían contratada en la póliza del seguro, intentaron fingir que había ocurrido tal delito.

Una vez recabadas todas las pruebas, el pasado 14 de mayo fueron investigados un hombre de 54 años y una mujer de 53 años a los que ahora se les imputa un delito de estafa y otro de simulación de delito.

Las diligencias han sido remitidas al Juzgado de Instrucción de Novelda. El vehículo ha sido intervenido y se encuentra a disposición judicial.

Antes de recoger una denuncia, los agentes de la Guardia Civil informan a los denunciantes de la obligación que tienen de decir la verdad, y de que, en caso de no hacerlo, pueden incurrir en un delito penado por la ley con multa de seis a doce meses.

En esta ocasión, la pareja no sólo no dudó en tratar de engañar a la Guardia Civil, sino en señalar como responsable a su propio hijo.  

Lo último en INF+

Compartir el artículo

stats