La conselleria rechaza una planta solar en Villena al afectar a un paraje protegido

La resolución de la Generalitat desestima el proyecto por sus repercusiones en la Zona de Especial Protección de las Aves Els Aforins, incluida en la Red Natura 2000

Planta solar en Xixona, la mayor de la Comunidad

Planta solar en Xixona, la mayor de la Comunidad / Áxel Álvarez

La Generalitat ha denegado la instalación de una planta solar en el término municipal de Villena por afectar a un paraje protegido por la Red Natura 2000. La resolución del Servicio Territorial de Industria, Energía y Minas de Alicante está fechada el 3 de junio y en la misma se deniega a Promonrg Solar Fotovoltaica 11 SL la autorización administrativa previa, autorización administrativa de construcción y autorización de implantación en suelo no urbanizable, correspondientes a una central fotovoltaica denominada FV Castellar, y su infraestructura de evacuación.

El complejo proyectaba una potencia de 8,925 MW sobre una parcela vallada de 16,4 hectáreas, con 21.504 módulos fotovoltaicos de 535 W cada uno, y una inversión de 3,6 millones de euros.

Y durante el periodo de información pública, el director general de Medio Natural y de Evaluación Ambiental ha emitido una resolución de declaración de repercusiones sobre la Red Natura 2000. Según dicha resolución, "el ámbito del proyecto se sitúa en zona de especial protección perteneciente a la Red Natura 2000", en la Zona de Especial Protección de Aves (ZEPA) de 'Els Aforins'", incluida como zona especial de conservación (ZEC) de los lugares de importancia comunitaria Els Aforins y Serra del Mugrón.

"La resolución concluye que el proyecto analizado tendrá repercusiones sobre la integridad del espacio de la Red Natura 2000, por lo que el proyecto solo podrá ser aprobado, autorizado o consentido por el órgano promotor o sustantivo, aplicando el régimen excepcional contenido en los artículos 13 a 16 del Decreto 60/2012, de 5 de abril".

"A este respecto, la Dirección General del Medio Natural y de Evaluación Ambiental considera que el proyecto no cumple la concurrencia de los requisitos acumulativos que permitirían su aprobación", que son inexistencia de soluciones alternativas a la propuesta y razones imperiosas de interés público de primer orden que pudieran justificar la ejecución del proyecto.

Sin respuesta

Tras comunicar esta situación a la empresa promotora, esta no ha contestado ni propuesto alternativas, según recoge la resolución publicada este miércoles en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP).

Así, la resolución concluye que "habida cuenta que el sentido del informe de la Dirección General de Medio Natural y Animal es desfavorable y que, al amparo de lo establecido en el artículo 9.4. del Decreto Ley 14/2020, de 7 de agosto, del Consell, de medidas para acelerar la implantación de instalaciones para el aprovechamiento de las energías renovables por la emergencia climática y la necesidad de la urgente reactivación económica, los argumentos de dicho informe suponen que este Servicio Territorial deba asumir como propios los mismos sin posibilidad de contradecirlos ya que se realizan en el ámbito de las competencias en materia medioambientales, que ejerce el citado órgano, y considerar que las deficiencias detectadas no pueden ser objeto de subsanación y además, no se han propuesto ningún tipo de modificación al respecto por la mercantil promotora del expediente, lo que impide el otorgamiento de la autorización administrativa de conformidad con los artículos 77 y 80 de la Ley 39/2015 de Procedimiento Administrativo Común en relación con el artículo 8 del Decreto Ley 14/2020, de 7 de agosto, del Consell".